El Banco Central de México actúa sobre las comisiones de la banca privada para reforzar la transparencia

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Banco Central de México (BCM) ha hecho efectiva una orden que obliga a los bancos privados del país a eliminar el cobro de comisiones en las operaciones realizadas con tarjetas de crédito. El ente regulador pretende que haya una mayor transparencia, preservar los derechos de los consumidores de los servicios financieros y proteger su patrimonio. El Banco Central de México (BCM) ha hecho efectiva una orden que obliga a los bancos privados del país a eliminar el cobro de comisiones en las operaciones realizadas con tarjetas de crédito. El ente regulador pretende que haya una mayor transparencia, preservar los derechos de los consumidores de los servicios financieros y proteger su patrimonio.

El BCM intenta con esta nueva medida combatir algunas prácticas inadecuadas que han sido detectadas en el registro que, sobre la materia, lleva la propia institución. El principal objetivo del organismo monetario es lograr que los clientes conozcan siempre los cargos que podría tener la realización de determinadas operaciones antes de decidir si llevarlas o no a cabo. Al respecto, Rafael Escobar, analista financiero de la empresa mexicana Vector Casa de Bolsa, ha declarado a Amerciaeconomica.com que “son medidas muy oportunas porque se evitará el abuso por parte de la banca”.

Según el comunicado emitido por el BCM, las prácticas en el cobro de comisiones deben cumplir con seis principios fundamentales. Las regulaciones deben procurar el balance adecuado entre la protección de los derechos de los consumidores y la preservación de los márgenes de beneficio de las empresas. Además, las comisiones deben ser claras y transparentes, y deben aplicarse exclusivamente por servicios y operaciones que hayan sido realizadas. No se pueden cobrar comisiones adicionales por servicios que ya deberían estar incluidos en el producto financiero que adquiere el cliente, y la cantidad monetaria que cobren los bancos por el incumplimiento de las condiciones pactadas en los contratos de apertura de cuenta deben guardar proporción con el monto incumplido.

Entre las prohibiciones que se contemplan en la nueva norma emitida por el instituto supervisor se encuentra el cobro de comisiones por retiros de efectivo, consultas de saldo, depósitos en cuenta y pago de créditos realizados por las propias instituciones de crédito del cliente. Tampoco se podrán cobrar comisiones por pago de créditos fuera de plazo cuando en el mismo periodo se cobren intereses moratorios, ni los bancos podrán sacar un ingreso extra de los clientes que liquidan un crédito hipotecario por las gestiones que las entidades financieras realicen para que se proceda a la cancelación de la hipoteca.

Por otra parte, con la nueva medida del BCM se limitan las comisiones que podrán cobrarse por intento de sobregiro por emitir un cheque sin fondos, las resultantes del impago de un crédito a tiempo, así como las derivadas por no mantener un saldo mínimo requerido en la cuenta de depósito. Estas comisiones se limitarán a la cantidad que resulte menor del monto del incumplimiento o del importe que la entidad financiera determine y solicite registrar en el BCM, sujetándose a lo dispuesto en la ley.

Además, sólo se podrá cobrar una comisión por operaciones de transferencia de fondos y domiciliación.

Por otra parte, las cuentas básicas deberán estar exentas del cobro de comisiones y deberán incluir varios servicios mínimos de forma gratuita, como la apertura y mantenimiento de la cuenta, el otorgamiento de una tarjeta de débito, el abono de recursos a la cuenta por cualquier medio y la posibilidad de retirar efectivo y consultar el saldo en ventanilla.

Según los analistas financieros consultados por esta publicación, el impacto al menos en los dos grupos financieros mexicanos que cotizan en el mercado, Banorte y Banamex, serán mínimos, inferior a un 1%. De todas formas, los resultados se verán a lo largo del 2011, ya que aunque esta medida entra en vigor a partir del 27 de julio, la mayoría de las disposiciones tienen una aplicación transitoria.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA