La importancia de la hojalata

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La industria de la hojalata guarda una estrecha relación con la siderurgia. El pasado ejercicio económico nació con una subida importante de los precios finales de los envases de hojalata, lo que provocó serias dificultades en el sector conservero. La campaña de este año se ha abierto de una forma menos violenta, sin subida de precios y con un mercado que comienza a presentar algunos síntomas de recuperación. Ya a mitad del ejercicio, los fabricantes de envases metálicos para conservas se enfrentan a una situación difícil, ante la posibilidad de que se produzcan nuevas subidas de precio de la hojalata. Todo esto teniendo en cuenta que el consumo es todavía débil. La industria de la hojalata guarda una estrecha relación con la siderurgia. El pasado ejercicio económico nació con una subida importante de los precios finales de los envases de hojalata, lo que provocó serias dificultades en el sector conservero. La campaña de este año se ha abierto de una forma menos violenta, sin subida de precios y con un mercado que comienza a presentar algunos síntomas de recuperación. Ya a mitad del ejercicio, los fabricantes de envases metálicos para conservas se enfrentan a una situación difícil, ante la posibilidad de que se produzcan nuevas subidas de precio de la hojalata. Todo esto teniendo en cuenta que el consumo es todavía débil.

Desde las latas de conservas hasta los automóviles, una muy extensa gama de productos de uso frecuente están fabricados de acero. Un correcto reciclaje reduce el consumo de energía, así como la emisión de gases implicados en el cambio climático. Los consumidores son esenciales para aprovechar todo tipo de residuos, y todavía se pueden alcanzar mayores tasas de reciclaje.

El correcto reciclaje del acero tiene una enorme importancia ecológica y económica. Conviene recordar que la hojalata es una lámina de acero, que se recubre con una capa muy fina de un metal con propiedades anticorrosivas. Por ejemplo, el estaño se emplea en los envase alimentarios.

Por cada tonelada de acero usado que se recicla, se ahorra una tonelada y media de mineral de hierro. En cuanto al CO2, por cada envase de acero reciclado se ahorra una vez y media su peso en dióxido de carbono. Hace tan sólo dos años, en Europa se recicló una media del 70% de los envases elaborados con hojalata. Según la Asociación de Productores Europeos de Acero para Envases, se ha superado la tasa de otros materiales, como plástico, cartón o vidrio, para fabricar envases. En 2008, Bélgica y Alemania han sido los países que más han reciclado en Europa, mientras que en otro extremo se sitúan Polonia y Eslovenia. España se encuentra entre los países que más acero para envases recicla, por encima de la media europea.

Todo esto tiene lugar en un momento en que la compañía española de componentes de automóvil Gestamp ha inaugurado en la región rusa de Kaluga dos empresas conjuntas con el gigante siderúrgico ruso Severstal. Ambas empresas con capital mayoritario español, se han instalado en el polígono industrial Grábtsevo de esta región, situada a menos de 200 kilómetros de Moscú y que se ha convertido, en los últimos años, en un importante centro de la industria de automoción. La primera compañía mixta, Gestamp- Severstal- Kaluga, con una inversión de 124 millones de euros, fabricará piezas de carrocería para las empresas del sector situadas en esta zona. La segunda empresa, formada a medias con Severstal por Gonvarri, que es la filial siderúrgica de Gestamp, gestionará una planta de chapa de acero, con una capacidad anual de producción de 170,000 toneladas de lámina. Una tercera factoría, Gesrap, enteramente española, se encarga de la recogida, procesamiento y venta de los residuos metálicos derivados de la actividad de las dos primeras.

“Las perspectivas del sector en Rusia son muy buenas y las condiciones con que se han encontrado para asentarse son excelentes”, ha declarado el director general de Gestamp-Severstal-Kaluga.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA