Brasil aumenta un 100% el impuesto a las inversiones extranjeras en el mercado local de deuda

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El ministro de Hacienda brasileño, Guido Mantega, ha anunciado un aumento de un 100% del impuesto sobre inversiones extranjeras a corto plazo en activos locales de renta fija. Mantega explicó que el llamado Impuesto sobre Operaciones Financieras (IOF), que tasa las inversiones especulativas realizadas por instituciones extranjeras, pasará a partir de mañana del 2% al 4%. El ministro de Hacienda brasileño, Guido Mantega, ha anunciado un aumento de un 100% del impuesto sobre inversiones extranjeras a corto plazo en activos locales de renta fija. Mantega explicó que el llamado Impuesto sobre Operaciones Financieras (IOF), que tasa las inversiones especulativas realizadas por instituciones extranjeras, pasará a partir de mañana del 2% al 4%.

El Gobierno de Luiz Inácio Lula da Silva sigue en su particular batalla contra la apreciación de su moneda. El último recurso empleado ha sido el aumento del 100% del impuesto denominado IOF, lo que significa que será más costoso para los inversores comprar bonos brasileños.

El impuesto fue introducido a fines del año pasado para ayudar a frenar los flujos de capitales y desalentar la especulación en los mercados financieros brasileños.

El ministro ha señalado que los impuestos sobre las inversiones extranjeras en la Bolsa de Brasil se mantendrán en el 2%. Además, las inversiones extranjeras directas no se verá afectada, ya que no son responsables de la IOF, dijo.

El aumento en el impuesto se considera necesario a causa de la presión que ejercen las recientes entradas de capital sobre el real brasileño, incluyendo la venta de acciones de la petrolera Petróleo, según ha informado Mantega. La apreciación del real perjudica a los exportadores de Brasil y de la industria brasileña fuerzas para competir con las importaciones a bajo precio, señaló.

Esta es la última medida que ha realizado el Gobierno brasileño en su intento de frenar el rally del real. Anteriormente, Lula ha contado con la ayuda del Fondo Soberano de Brasil. El Fondo ha recibido completa libertad para comprar ‘ilimitados dólares’ para hacer efectivo el objetivo de parar la apreciación de la divisa.

Al cierre de esta edición, el real se ha depreciado un 3,14 respecto al dólar, por lo que parece que esta modificación ya ha hecho efecto. Después de apreciarse más de un 100% desde 2003 frente al dólar, el real es ahora la moneda más sobrevaluada a nivel mundial, según Goldman Sachs.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA