Ecuador mira a Asia

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente del Gobierno de Ecuador, Rafael Correa, ha concluido en Seúl la gira que le ha llevado por Japón y Corea del Sur en busca de inversiones en el sector energético. En el país nipón, Correa ha presentado a Ecuador como la puerta de entrada para Japón y toda la cuenca asiática del Pacífico a América del Sur, y ha recalcado que es el momento de que el país presidido por Naoto Kan conozca la nueva época que está viviendo América Latina. En Corea del Sur, el mandatario ha acordado con el presidente Lee Myung-bak incrementar la cooperación energética y ha invitado a los empresarios surcoreanos a que inviertan en el país latinoamericano y permitan que se realice una transferencia tecnológica para el desarrollo de Ecuador. El presidente del Gobierno de Ecuador, Rafael Correa, ha concluido en Seúl la gira que le ha llevado por Japón y Corea del Sur en busca de inversiones en el sector energético. En el país nipón, Correa ha presentado a Ecuador como la puerta de entrada para Japón y toda la cuenca asiática del Pacífico a América del Sur, y ha recalcado que es el momento de que el país presidido por Naoto Kan conozca la nueva época que está viviendo América Latina. En Corea del Sur, el mandatario ha acordado con el presidente Lee Myung-bak incrementar la cooperación energética y ha invitado a los empresarios surcoreanos a que inviertan en el país latinoamericano y permitan que se realice una transferencia tecnológica para el desarrollo de Ecuador.

El presidente del Gobierno de Corea del Sur, Lee Myung-bak, ha pedido a Correa apoyo para que las empresas surcoreanas participen en infraestructuras energéticas en Ecuador, en especial en el proyecto de la Refinería del Pacífico, en la provincia de Manabí, que tiene un presupuesto de 12.500 millones de dólares y que comenzará a funcionar en diciembre de 2013.

En referencia a la construcción de la Refinería del Pacífico, la agencia Yonhap ha publicado que Rafael Correa ha considerado “altamente probable” que el grupo SK Energy tome parte en este megaproyecto.

En si visita a Corea del Sur, Rafael Correa ha visitado los mayores complejos industriales del país, como las instalaciones de Hyundai Heavy Industries, el mayor astillero del mundo, y la refinería de SK Energy, para observar ejemplos del desarrollo surcoreano aplicables a Ecuador.

Los portavoces de SK Energy han asegurado a los medios locales que el objetivo de la visita del presidente Correa era observas las instalaciones construidas por su filial, la constructora SK E&C, que pretende participar en la construcción de la Refinería del Pacífico en Ecuador.

El sector industrial de este país asiático espera que la visita del presidente ecuatoriano a Corea del Sur impulse las inversiones surcoreanas en el sector energético en Ecuador, quinto productor de petróleo de América Latina.

Correa cree que las economías de los dos países son complementarias, ya que Corea del Sur no tiene petróleo, pero tiene refinerías, mientras que en Ecuador pasa lo contrario, según ha manifestado en la prensa local.

Rafael Correa y Lee Myung-bak han firmado dos acuerdos en la cooperación bilateral, sobre la exportación del sistema electrónico de aduana de Corea del Sur y para reforzar la cooperación en los sectores medioambiental y de información y telecomunicación.

Ecuador y Corea del Sur, que establecieron lazos diplomáticos en el año 1962, hasta ahora han mantenido escasas relaciones comerciales. Según datos del Ministerio de Exteriores y Comercio surcoreano, en 2009 Corea del Sur exportó bienes a Ecuador por valor de 440 millones de dólares (346 millones de euros), frente a los 10 millones de dólares (7,8 millones de euros) que se importaron desde el país latinoamericano.

En su visita a Japón, en un encuentro con su homólogo japonés, Naoto Kan, Correa ha remarcado las garantías y la seguridad jurídica que ofrece su país. El mandatario latinoamericano ha asegurado que “es hora de que Japón conozca la nueva época que está viviendo América Latina”. Según el mandatario ecuatoriano, “Ecuador puede ser la puerta de entrada para Japón y toda la cuenca asiática del Pacífico a América del Sur”.

El presidente ecuatoriano ha resaltado el adecuado marco legal de Ecuador para lograr un “desarrollo sostenible y sustentable”, y ha querido dejar claro que su Gobierno colabora con el sector privado para aumentar la innovación y la productividad.

En un encuentro con empresarios japoneses, Rafael Correa les ha ofrecido oportunidades de inversión en automoción, electrónica, infraestructura, telecomunicaciones, biocombustibles, turismo y sector pesquero en el país.

Correa ha resaltado los esfuerzos de Ecuador para desarrollar sus infraestructuras portuarias y aeroportuarias para poder situarse como una alternativa al Canal de Panamá en el ámbito comercial, ya que por vía fluvial y terrestre se podría alcanzar la costa atlántica de Brasil.

El presidente de Ecuador ha asegurado que su Gobierno trabaja para ofrecer incentivos a las empresas extranjeras con la creación de un Código de la Producción, que “establecerá de manera general las reglas del juego para inversión privada nacional y extranjera”.

La ley permitirá el desarrollo de Zonas Especiales de Desarrollo Económico centradas en los sectores logísticos e industrial para fortalecer la posición del país como centro exportador en el Pacífico. Según Correa, las empresas estarán exentas de pago de impuestos por la salida de divisas.

Con otra de las potencias asiáticas con las que Ecuador está profundizando sus relaciones es con China. Esta misma semana, la ministra coordinadora de la Producción de Ecuador, Nathalie Cely, ha asegurado que los acuerdos bilaterales durante este año alcanzarán más de 5.000 millones de dólares (3.922 millones de euros).

En el año 2010 el gigante asiático se convertirá en el mayor inversionista extranjero del país, según ha asegurado Cely en un evento en Tokio. Según el Banco Central de Ecuador, la cifra de más de 5.000 millones de dólares (3.922 millones de euros)representa un incremento significativo desde el año 2009, cuando la inversión directa de China en Ecuador alcanzó fue solamente de 56 millones de dólares (44 millones de euros).

A principios de semana, el Gobierno ecuatoriano ha firmado un convenio de entendimiento para la dotación de fibra óptica con la empresa china FiberHome Technologies, para la dotación de fibra óptica en la provincia de Manabí, en el oeste del país, con una inversión de 20 millones de dólares.

Según informaciones gubernamentales, en el año 2007 una delegación de FiberHome Technologies, la tercera empresa de fibra óptica de China y una de las más grandes del mundo, mantuvo varios encuentros con funcionarios ecuatorianos donde se expuso el interés del grupo chino por invertir en el país.

Nathalie Cely ha asegurado que la empresa asiática tuvo la opción de invertir en Colombia y Perú, pero los ejecutivos de la compañía tomaron la decisión de firmar este convenio con Ecuador. Para Cely, esto demuestra que los inversores extranjeros tienen un buen concepto de Ecuador.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA