La mexicana Cemex recorta su plantilla un 6%

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La importante cementera mexicana Cemex anuncia despidos para sortear la crisis y aumentar su liquidez. Concretamente, se deshace de un 6% de su plantilla laboral global, y reorganiza su estructura en torno a seis regiones, en vez de las dos con que operaba hasta ahora. La compañía planea de esta forma ahorrar un total de 400 millones de dólares (275 millones de euros), y ha avisado de que hará lo posible por que los despidos no sean traumáticos para los empleados, a los que facilitará la continuación de su carrera profesional. Desde 2007, año en que comezó la crisis, Cemex ha prescindido de casi un 30% de sus trabajadores. La importante cementera mexicana Cemex anuncia despidos para sortear la crisis y aumentar su liquidez. Concretamente, se deshace de un 6% de su plantilla laboral global, y reorganiza su estructura en torno a seis regiones, en vez de las dos con que operaba hasta ahora. La compañía planea de esta forma ahorrar un total de 400 millones de dólares (275 millones de euros), y ha avisado de que hará lo posible por que los despidos no sean traumáticos para los empleados, a los que facilitará la continuación de su carrera profesional. Desde 2007, año en que comezó la crisis, Cemex ha prescindido de casi un 30% de sus trabajadores.

Cemex ha despedido desde el inicio de la crisis al 30% de los empleados con que contaba en 2007, justo antes de que estallara la burbuja inmobiliaria y de las subprimes en Estados Unidos y se desencadenara la crisis. Es decir, ha pasado de 67.000 trabajadores hace cuatro años a los 45.500 de 2010, un brusco descenso que prueba que la cementera está sufriendo los efectos de la gran recesión y que ahora se agravará aún más por el nuevo 6% de descenso anunciado.

Las causas del recorte son el excesivo nivel de deuda de la compañía y la fuerte reducción de sus ventas desde que comenzó la crisis global. Justo en 2007 Cemex había comprado Rinker por una abultada cifra, 15.000 millones de dólares, lo que aumentó los niveles de deuda de la compañía de forma exponencial cuando comenzó la crisis poco después. Cemex también baraja la opción de vender activos para ganar liquidez. En marzo, la deuda de la mexicana era de 18,231 millones de dólares.

El diario Milenio ha recogido los remordimientos de la empresa por este nuevo recorte. Fuentes de la compañía señalaron al citado diario que ayudará a los despedidos al emprender “acciones específicas para apoyar su desincorporación, ofreciéndoles herramientas para facilitar la continuidad de su actividad profesional”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA