¿Solución a la vista?

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El enfrentamientos entre mineros asalariados y cooperativistas por la explotación de la veta más rica de la mina Colquiri en Bolivia se mantiene aún vivo. A pesar de que los dos sectores habían acercado ligeramente posturas en las negociaciones mantenidas entre ambos grupos y representantes del Gobierno, un incidente entre miembros de los grupos podría hacer peligrar el fin del conflicto. El enfrentamiento entre mineros asalariados y cooperativistas por la explotación de la veta más rica de la mina Colquiri en Bolivia se mantiene aún vivo. A pesar de que los dos sectores habían acercado ligeramente posturas en las negociaciones mantenidas entre ambos grupos y representantes del Gobierno, una agresión durante el diálogo al dirigente de los mineros asalariados de Colquiri podría hacer peligrar en fin del conflicto.

Fuentes de la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia (FSTMB) han asegurado a Americaeconomica.com que durante la reunión de la pasada noche uno de los mineros cooperativistas agredió físicamente al Secretario General de los asalariados de la mina Colquiri, Severino Estallini.

Tras el incidente, que supuso el internamiento de urgencia en un centro médico de Estallini, los asalariados han pedido ampliar el cuarto intermedio de la reunión hasta que se recupere su dirigente.

A pesar de ello, aunque el incidente durante las negociaciones ha causado malestar entre los mineros asalariados, desde el sindicato aseguran que continúa su predisposición a alcanzar un acuerdo para conseguir la paz en la zona

Además, el enfrentamiento entre los dos miembros de los grupos confrontados podría poner en peligro la solución a un conflicto en el que parecía que se empezaba a ver el fin para conseguir la paz en el territorio.

En sus declaraciones a Americaeconomica.com la FSTMB ha asegurado que ha tendido la mano a los cooperativistas. Desde el sindicato afirman que han comprendido la situación de los cooperativistas y han cedido parte de la veta Rosario, la más rica de la mina Colquiri.

Los asalariados sostienen que, en las últimas negociaciones, se les ha cedido la veta principal de Rosario, desde la línea 80 al norte, pero ahora los cooperativistas piden más y solicitan las dos vetas colindantes, derivadas de la veta principal: Rosario N y Rosario D.

Pero los miembros de la FSTMB critican las ambición de los cooperativistas y responden a con negativas a esta última petición: “Ya les hemos extendido la mano, pero no podemos darles el codo”.

Después de los duros enfrentamientos de las últimas semanas, los dos grupo de la región de Conquiri habían firmado un acuerdo de entendimiento para plasmar los avances en la negociaciones, aunque continuaban las disputas por la veta Rosario.

El conflicto se intensificó la semana pasada cuando el ataque de las cooperativas de mineros a la sede de los mineros asalariados de Bolivia acabó con la muerte de un empleado de Colquiri, asesinado por la explosión de dinamita en el tórax, y varios compañeros de la explotación heridos.

Ante el recrudecimiento de la batalla, la administración de Evo Morales llamó a los mineros a la negociación y pidió tanto a cooperativistas como a asalariados que cesaran las provocaciones para alcanzar la paz en el yacimiento minero.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA