Poco a poco

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Gobierno ecuatoriano, presidido por Rafael Correa, ha iniciado una ‘tímida’ apertura para que los capitales extranjeros alcancen a la minería y a las tecnológicas. El líder latinoamericano no quiere seguir dependiendo tanto de las exportaciones petroleras y por eso tantea otros terrenos para buscar una mayor diversificación de la economía del país. El Gobierno ecuatoriano, presidido por Rafael Correa, ha iniciado una ‘tímida’ apertura para que los capitales extranjeros alcancen a la minería y a las tecnológicas. El líder latinoamericano no quiere seguir dependiendo tanto de las exportaciones petroleras y por eso tantea otros terrenos para buscar una mayor diversificación de la economía del país.

Correa ha querido lanzar un mensaje a las multinacionales extranjeras para que inyecten dinero en el país a través de la inversión. Con respecto a la minería esta misma semana el vicepresidente de Administración y Finanzas de la chilena Codelco, Thomas Keller, y el gerente general de la Empresa nacional Minera de Ecuador Enami, Fabián Rueda Flores, han firmado un convenio para poder explotar cobre en territorio ecuatoriano. De este modo se ha conseguido formalizar un acuerdo que ya se alcanzó en el año 2009.

La multinacional Codelco consigue así, inicialmente durante un periodo de cuatro años, el permiso necesario para emprender exploraciones geológicas en concesiones o prospectos estatales y Ecuador se compromete a ofrecer todas las facilidades que sean posibles para que estas actividades puedan realizarse.

El subsecretario de minería de Chile, Pablo Wagner, explicó que este acuerdo supone un paso adelante para el desarrollo de la internacionalización de las empresas estatales chilenas. Unas palabras que confirman la intención del Gobierno de abrirse hacia otros mercados exteriores.

Pero el mensaje de apertura no se queda solo en Codelco ya que el viceministro de minas de Ecuador, Federico Auquilla, ya anunció hace ya varios días que su Gobierno espera poder subastar más concesiones de este tipo, para antes de que finalice 2011, ya que hay muchas compañías canadienses, australianas y sudafricanas, entre otras, que han mostrado interés en participar en proyectos mineros del país latinoamericano. Entre estas compañías se encuentran las canadienses Kinross, Ecuacorriente e International Minerals.

Se trata de un claro ‘guiño’ realizado por parte del Gobierno para que las empresas mineras extranjeras inviertan en Ecuador.

El Ejecutivo también quiere hacer más atractivo el sector tecnológico para las grandes empresas transnacionales de este sector como Dell, Hell Packet o Sony, al plantearse la eliminación de los aranceles a la importación de computadoras, lo que favorecería el uso de Internet entre la población. Una eliminación de los aranceles supondría un aumento en las ventas de computadores en Ecuador.

Pero por el contrario, no todos los ecuatorianos piensan que en realidad Correa esté implantando una auténtica apertura hacia las multinacionales en el país. El analista ecuatoriano de Fiduvalor, Patricio Durán, en declaraciones recogidas por Americaeconomica.com, cree que ocurre justo lo “contrario”.

El experto considera que “todo son problemas” y que el Gobierno de Rafael Correa no hace nada más que poner “trabas”, a través de “medidas arancelarias con procesos complicados”. Durán ha aclarado que con la Reforma Tributaria no se ha hecho más que incrementar el impuesto a la salida.

En cuanto a la minería, el analista asegura que este sector se encuentra en el “limbo”, ya que no se han tomado ni se toman las decisiones políticas necesarias. Ecuador dispone de importantes minas de oro y cobre que podrían, si se hacen buenas políticas, aportar una cantidad importante de dinero, gracias a las inversiones, para el país.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA