Hacker indignado

Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en reddit
Compartir en telegram
Compartir en email

Un pirata cibernético ha divulgado datos secretos del expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva para protestar porque considera que el juicio en el que se encuentra inmerso el mandatario por supuestos delitos de corrupción “va a quedar en nada”.

Un pirata cibernético ha divulgado datos secretos del expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva para protestar porque considera que el juicio en el que se encuentra inmerso el mandatario por supuestos delitos de corrupción “va a quedar en nada”.

El hacker puso la información del antiguo jefe de Estado en Twitter. Entre los datos más ‘jugosos’ compartió su número de registro tributario, la dirección de propiedades a su nombre, las empresas que ha registrado y los números de teléfono de Lula.

“El juicio del siglo, para variar, va a acabar en nada, como todo en este país”, fue el mensaje que el pirata informático escribió en el enlace en el que publicó los datos del expresidente, al referirse al juicio por el escándalo de corrupción ocurrido en el Gobierno de Lula (2003-2010) por la compra de votos en el Congreso.

Debido a este proceso se condenó a 25 personas, entre las que se encontraba la mano derecha del entonces mandatario, el poderoso ex ministro José Circeu.

A pesar de haberse colgado todos estos datos en la famosa red social de microblogging, la oficina de prensa de la Fundación Lula no ha verificado la autenticidad de la información.

En cualquier caso, no fue sólo Lula el objeto de las iras del hacker, pues ha mostrado también datos del magistrado Ricardo Lewandowski, miembro del Supremo Tribunal Federal (la Corte Suprema) y uno de los jueces que intervinieron en el escándalo conocido como “Mensalao” por involucrar pagos mensuales a legisladores para que apoyaran la agenda del gobierno.

Por otro lado, ha divulgado también la información del exdiputado Roberto Jefferson, quien denunció el escándalo y fue condenado por su participación en él, el publicista Marcos Valerio, condenado como articulador del esquema de la corrupción, el senador Aecio Neves, líder opositor; el diputado Paulo Maluf y el senador Renán Calheiros, ambos con escándalos con la Justicia en su pasado. Volviendo a Lula, el expresidente no fue acusado de participar en el escándalo.

Según la recién aprobada ley de crímenes cibernéticos, es delito obtener y divulgar información privada sin el consentimiento del involucrado.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA