Continúa la guerra de desgaste

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La Casa Rosada ha querido dejar claro que su conflicto con las petroleras internacionales se limita a Repsol. El Ejecutivo de Cristina Fernández ha asegurado que Exxon Mobil se ha comprometido a invertir en el país. La Casa Rosada ha querido dejar claro que su conflicto con las petroleras internacionales se limita a Repsol. El Ejecutivo de Cristina Fernández ha asegurado que Exxon Mobil ha mostrado su “firme interés de inversión en Argentina” después de una reunión que han mantenido altos funcionarios del Gobierno y directivos de la compañía estadounidense en Buenos Aires.

Según asegura la prensa local, miembros de los Ministerios de Planificación Federal y de Economía se reunieron ayer con directivos de la petrolera Esso, filial perteneciente a Exxon Mobil, quienes «manifestaron firmemente su interés de invertir en Argentina y destacaron el potencial en gas y petróleo no convencional que tiene el país», según indicó el departamento de dirige Julio de Vido.

En dicho encuentro estuvieron presentes, entre otros, el vicepresidente de Exxon Mobile Exploration, Roger Becker; el secretario de Energía de Argentina, Daniel Cameron; y el subsecretario de Coordinación y Control de Gestión de Planificación, Roberto Baratta (este último consejero de YPF en representación del Estado).

La compañía estadounidense centra su actividad en Argentina en el refino y la gestión de sus estaciones de servicios. Sus labores de exploración y extracción de crudo son mínimas en comparación con YPF, aunque sus ejecutivos remarcaron en el encuentro de ayer su disposición para producir petróleo y gas.

Mientras tanto las tensiones con la filial de Repsol continúan. Hoy mismo el Gobierno de la provincia de Mendoza ha anunciado la cancelación de las licencias otorgadas a YPF para operar dos áreas de hidrocarburos en esa región del oeste del país.

«He tomado la decisión, a partir del incumplimiento de las obligaciones de conservación, producción, mantenimiento y trabajo, de decretar la caducidad de dichas áreas, que pasan a propiedad de la provincia», ha dicho el gobernador, Francisco Pérez. Las zonas afectadas representan apenas el 0,06% de la producción total de crudo y gas de YPF en Argentina.

Otras tres provincias argentinas, Santa Cruz, Chubut y Neuquén, han retirado en los últimos días a YPF licencias para operar en seis áreas en esas regiones. Las decisiones se enmarcan en el conflicto de la empresa con el Gobierno central, que acusa a la petrolera de no invertir lo suficiente.

El pasado miércoles, el consejo de YPF aprobó por mayoría y con el voto en contra del representante del Estado argentino una propuesta de capitalización por importe de 5.789 millones de pesos (1.322 millones de dólares, 999 millones de euros) a partir de ganancias no asignadas de 2010 y 2011.

Fitch separa las cuentas de YPF de las de Repsol

Fitch ha rebajado un escalón el rating de Repsol desde ‘BBB+’ hasta ‘BBB’. La decisión de YPF, participada en un 57% por Repsol, de destinar el dividendo a la capitalización de la compañía ha motivado la rebaja.

La agencia de calificación ha anunciado además que partir de ahora dejará de consolidar las cuentas de YPF en Repsol. Es decir, ya no juzgará la solvencia de la petrolera española y la de la argentina de manera conjunta, sino de manera participada. «Dadas las presiones del Gobierno argentino para que aumente sus inversiones en el país, Fitch ha decidido desconsolidar los apartados de flujo de caja y deuda de YPF de las cuentas de Repsol», reza la nota de prensa de la agencia de rating estadounidense. «Este criterio coincide con el que tomó Fitch en su día con la inversión de Repsol en Gas Natural», añade.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA