Rafael Correa le sube el sueldo a la policía de Ecuador

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Gobierno ecuatoriano ha aprobado, con la ayuda de partidos afines, la ley que motivo el alzamiento de policías y militares en el que se vio involucrado el presidente Rafael Correa. Dicha ley contempla la retirada de incentivos económicos según antigüedad de los miembros de ambos cuerpos, que verán subsanada dicha retirada con una subida de sueldo de entre 400 y 570 dólares (de entre 291 y 393 euros). El Gobierno niega que la subida haya sido provocada por las revueltas. El Gobierno ecuatoriano ha aprobado, con la ayuda de partidos afines, la ley que motivo el alzamiento de policías y militares en el que se vio involucrado el presidente Rafael Correa. Dicha ley contempla la retirada de incentivos económicos según antigüedad de los miembros de ambos cuerpos, que verán subsanada dicha retirada con una subida de sueldo de entre 400 y 570 dólares (de entre 291 y 393 euros). El Gobierno niega que la subida haya sido provocada por las revueltas.

Ayer lunes entró en vigor la ley que retira incentivos económicos a varios cuerpos funcionariales ecuatorianos. Los policías y militares, que el pasado jueves se manifestaron en contra de esta ley, no formaban parte de los cuerpos afectados. Sin embargo, el propio presidente Correa, que sigue insistiendo en que lo ocurrido debe considerarse un golpe de Estado, vetó su exclusión.

La subida de entre 400 y 570 dólares (de entre 291 y 393 euros) en el sueldo de militares y policías que se ha confirmado hoy, es, según el Gobierno, una medida que ya venía estudiándose desde hace tiempo. El ministro de Defensa, Javier Ponce, señaló que un capitán que hoy tiene un sueldo de 1.600 dólares (1.170 euros), con la homologación salarial percibirá 2.140 dólares (1.542 euros), mientras que un mayor que ahora gana 1.870 dólares (1.364 euros) pasará a recibir 2.280 dólares (1.663 euros).

Mientras tanto el Gobierno en boca del ministro de Exteriores, Ricardo Patiño, descartó este martes que el presidente Rafael Correa fuera a acudir al instrumento de «la muerte cruzada», que le permite disolver la Asamblea Nacional y convocar elecciones de forma anticipada. Esta era una posibilidad que el propio Correa había anunciado en el momento en que permanecía retenido a manos de los policías y militares amotinados en un hospital.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA