La Ley Seca en Ecuador no logra frenar las muertes por ingesta de alcohol adulterado

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Dos personas han fallecido en las últimas horas en Ecuador por la ingesta de alcohol adulterado con metanol. El goteo de víctimas, que suman ya 33, continúa su curso pese a que el Gobierno de Rafael Correa tuvo que establecer un periodo de 72 horas de Ley Seca, que no ha logrado terminar con el problema. Los decesos comenzaron a registrarse el pasado 12 de julio. Dos personas han fallecido en las últimas horas en Ecuador por la ingesta de alcohol adulterado con metanol. El goteo de víctimas, que suman ya 33, continúa su curso pese a que el Gobierno de Rafael Correa tuvo que establecer un periodo de 72 horas de Ley Seca, que no ha logrado terminar con el problema. Los decesos comenzaron a registrarse el pasado 12 de julio.

Las nuevas muertes, según informa el Ministerio de Salud Pública ecuatoriano, se han registrado en la provincia de Tungurahua. Al parecer, habrían sufrido una intoxicación severa causada por la inclusión excesiva de metanol en el alcohol que les habría producido la muerte. La provincia de Los Ríos, donde se originó el problema, continúa siendo la más afectada con un total de 20 fallecidos, mientras que en Tungurahua han muerto un total de siete personas. En Loja y Guayas se han registrado dos decesos, respectivamente, mientras que tanto en Santo Domingo como en Pichincha ha muerto una persona.

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, decretó el Estado de Excepción Sanitaria y la Ley Seca durante 72 horas el pasado 17 de julio en todo el territorio del país. La alarma saltó en la provincia de Los Ríos, pero ante la gravedad de la situación, Correa decidió poner al país bajo alerta para evitar que más ciudadanos tomaran la bebida, de tipo casera, que se encontraba mezclada con metanol, una sustancia utilizada en disolventes o pinturas.

La decisión de poner al país bajo alerta se produjo después de que en una reunión del Comité de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN) se conociera que estaban apareciendo casos de intoxicación no sólo en la provincia de Los Ríos, sino en Pichincha, Tungurahua, Azuay y Santo Domingo de los Tsáchilas. Correa, a través de la cadena nacional ecuatoriana, lanzó un llamamiento a frenar el consumo de alcohol y a que cualquier ciudadano que sintiera síntomas como fuertes mareos o dolores tras la ingesta de alcohol acudiera inmediatamente a un hospital.

«Por favor, cualquier persona que haya ingerido alcohol y empiece a sentirse mal enseguida vaya al centro de salud», señaló Correa en un mensaje a los ecuatorianos. El presidente también afirmó que «basta de tanto alcohol».

Desde que comenzaron a registrarse los primeros casos de intoxicación en Ecuador a mediados de julio, los servicios de salud han atendido a unas 222 personas, de las cuales 132 son casos confirmados de intoxicación por metano, mientras que las otras están aún en fase de investigación. El alcohol adulterado contenía metanol en cantidades los suficientemente altas como para afectar al organismo.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA