El presidente del Santander, Emilio Botín, aplaude las reformas económicas del Gobierno español

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente del Santander, Emilio Botín, ha aprovechado su intervención en la presentación de resultados de la entidad para aplaudir las últimas reformas económicas aprobadas por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, que ha calificado de “muy positivas”, y que a su juicio permitirán que “la prima de riesgo de la deuda española, que hoy estaba a 185 puntos, baje pronto a la mitad”. El presidente del Santander, Emilio Botín, ha aprovechado su intervención en la presentación de resultados de la entidad para aplaudir las últimas reformas económicas aprobadas por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, que ha calificado de “muy positivas”, y que a su juicio permitirán que “la prima de riesgo de la deuda española, que hoy estaba a 185 puntos, baje pronto a la mitad”.

Sobre las nuevas medidas que prepara el Gobierno para las cajas de ahorros, Botín ha señalado que será “inevitable” que alguna entidad desaparezca, aunque ha mostrado su confianza en que el sector salga reforzado. El presidente del Santander no ha querido comentar si el banco realizará compras en España, aunque ha reconocido que se producirán muchas oportunidades.

El Santander se ha convertido en el tercer banco mundial por beneficios, sólo por detrás de dos entidades chinas, tras ganar 8.181 millones de euros en 2010, un 8,5% menos que en el ejercicio anterior. Emilio Botín, que ha calificado de “excelentes” las cuentas, ha señalado que la clave del Santander se basó en “la diversificación geográfica y de negocios del grupo”. En ese sentido, la filial brasileña se convirtió en la unidad que más aportó a la cuenta de resultados, 2.836 millones de euros que representan un 25% del total del grupo y un 31% más que en 2009.

Según ha señalado el presidente del grupo español, el Santander es el único banco internacional con una “presencia relevante en Brasil”, que se ha convertido en uno de los mercados de moda. Excluyendo este país, el grupo ganó en Latinoamérica 2.316 millones de euros, un 12,5% más que en 2009.

A pesar de la crisis mundial que se inició en 2007, es el cuarto año consecutivo en que las ganancias se sitúan por encima de los 8.000 millones, según ha señalado el presidente del banco, Emilio Botín. En los últimos cuatro años el banco acumula un beneficio de 35.000 millones de euros, sólo por detrás de dos bancos chinos, y muy por encima de los resultados cosechados por sus principales competidores europeos.

La gestión de Banco Santander en 2010 estuvo orientada a la mejora de la calidad del balance y de la liquidez. Por el lado de la solvencia, el banco alcanzó un core capital del 8,8%, por encima de los nuevos requisitos exigidos por el Banco de España. Si se aplicase ya la nueva normativa de Basilea III, que no entrará en vigor hasta 2019, el ratio se situaría en el 8,2%. Botín ha señalado que el banco cerrará 2011 con un ratio de capital de máxima calidad superior al 9%. Por el lado de la liquidez, el presidente del gigante bancario español ha destacado que el Santander tiene ya cubiertos en España los vencimientos de 2011 y 2012, por lo que no necesitaría emitir deuda en los próximos dos años. A esto se suma el éxito que obtuvo la campaña de depósitos minoristas, con la que se captaron 32.000 millones de euros, la mitad del total de la banca española. La tasa de mora del grupo se situó en el 3,55% (4,22% en España), con una cobertura del 73%.

Otro de los temas a los que se ha referido Botín es a la posibilidad de que salga a Bolsa la filial del Reino Unido. “Si las condiciones de mercado no lo desaconsejan, en el último trimestre del año” debutará en el mercado Santander UK, según ha señalado el presidente del grupo, que ha destacado además que el banco de Argentina también ha iniciado los trámites para su salida a Bolsa.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA