El Gobierno mexicano asumirá parte de los pasivos laborales de Pemex y CFE como deuda pública

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los diputados han aprobado que el Gobierno federal asuma parte de los pasivos laborales de Pemex y CFE como deuda pública. A cambio, las dos compañías, las principales empresas generadoras de energía del país, deben modificar el sistema de pensiones de sus trabajadores. Los diputados aprobaron el pasado viernes que el Gobierno federal asuma parte de los pasivos laborales de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) como deuda pública. A cambio, las dos compañías, las principales empresas generadoras de energía del país, deben modificar el sistema de pensiones de sus trabajadores.

Así, la absorción de los pasivos por parte del Ejecutivo está condicionada que a que se logre un acuerdo “entre las empresas y los trabajadores, siempre respetando absolutamente los derechos adquiridos” de los empleados, ha explicado el diputado del PRI, Alberto Curi.

Se asumirá una tercera parte de la deuda, mientras que otra tercera parte de la deuda tendría que ser afrontada por las empresas y el resto se renegociaría. El pasivo laboral de las empresas suma alrededor de unos 155.000 millones de dólares (115.000 millones de euros), lo que equivale al 12% del PIB, según los cálculos de legisladores.

La medida avalada con 43 votos a favor y 17 en contra, fue duramente criticada por los legisladores de izquierda, que sostienen que elevará sustancialmente el peso de la deuda pública del Gobierno, apunta Europa Press.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA