El candidato de Cristina en Buenos Aires insiste en acusar a Macri de orquestar una «campaña sucia» para desacreditarle

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Comienza la recta final hacia la segunda vuelta de las elecciones de Buenos Aires en medio de un clima de tensión entre ambos candidatos, Mauricio Macri, peronista disidente, y Daniel Filmus, kirchnerista y candidato del oficialismo. Filmus ha insistido en los últimos días en acusar a su rival de llevar a cabo una “campaña sucia” contra él, al financiar encuestas que lo desacreditan ante la ciudadanía con dinero público. Comienza la recta final hacia la segunda vuelta de las elecciones de Buenos Aires en medio de un clima de tensión entre ambos candidatos, Mauricio Macri, peronista disidente, y Daniel Filmus, kirchnerista y candidato del oficialismo. Filmus ha insistido en los últimos días en acusar a su rival de llevar a cabo una “campaña sucia” contra él, al financiar encuestas que lo desacreditan ante la ciudadanía con dinero público.

Macri, por su parte, se mantiene tranquilo mientras su partido, Propuesta Republicana (PRO), intenta mantener la euforia bajo control ante su más que probable victoria el próximo domingo.

«Hoy escuché a Mauricio Macri decir que con la denuncia les tomamos el pelo a los ciudadanos de Buenos Aires. La única forma de tomarle el pelo a los porteños es la que hacen ellos, pagando con fondos públicos encuestas falsas para difamar, en este caso a un senador y candidato a jefe de Gobierno”, ha denunciado Filmus ante los medios. Según el kirchnerista, Macri, a través de su asesor de imagen, Jaime Durán Barba, habría puesto en marcha una encuesta telefónica en la que se preguntaba a la gente si sabía que el padre de Filmus había trabajado con Sergio Schoklender, investigado por fraude, para después agregar la frase: «Ahora que usted sabe esto, ¿lo votaría?».

Filmus ha defendido a su padre e insiste en cargar contra Macri por lo que considera una campaña orquestada por el actual gobernador de Buenos Aires para perjudicar su candidatura. El macrista PRO, sin embargo, se mantiene tranquilo tras los dos últimos resultados electorales en la primera vuelta de la capital, en la que Macri aplastó a sus oponentes, y a su victoria en Santa Fé. “Desde el triunfo de Mauricio en la Ciudad y la irrupción de Miguel en Santa Fe hemos dado un salto importante. Somos la antítesis del kirchnerismo. Está llegando la ola amarilla y ojalá pueda trasladarse a Lanús”, ha señalado el ministro de Hacienda, Néstor Grindetti, del PRO, que también concurre en la lista electoral en Buenos Aires.

Macri, ex presidente de Boca Juniors y popular millonario, había coqueteado con la posibilidad de competir contra Cristina en las elecciones presidenciales de octubre, pero finalmente optó por reafirmar su poder sobre su feudo bonaerense a la vista de los sondeos, que le colocaban por dejado de la viuda de Néstor Kirchner. Los resultados de la primera vuelta en Buenos Aires confirmaron su ascendente sobre la capital y le colocaron en una cómoda posición de cara a la segunda vuelta, en la que prácticamente tiene asegurada la victoria sobre Filmus. Además, desde su gobierno de la ciudad, Macri se mantendrá en primera fila de la política argentina, con lo que sus aspiraciones presidenciales podrían reactivarse en un futuro si así lo decidiera.

Con un 47% de los votos, Macri se quedó a tan sólo un 4% de vencer sin necesidad de una segunda vuelta. Filmus, el delfín de Cristina y el oficialismo, conquistó tan sólo a un 27% de los electores, mientras que el tercer candidato, el progresista Fernando Solanas, quedó fuera de la carrera al gobierno de la ciudad al recibir el 12% de los votos. De ahí el optimismo del PRO ante la segunda vuelta del 31 de julio.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA