Una empresa italiana

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

En la última semana la compañía electrica Endesa, participada en un 99% por la italiana Enel, ha visto aumentar su nómina de clientes descontentos en España y Latinoamérica. En la última semana la compañía electrica Endesa, participada en un 99% por la italiana Enel, ha visto aumentar su nómina de clientes descontentos en España y Latinoamérica.

La empresa con una amplia base de clientes en Cataluña sigue sin solucionar los reiterados problemas de suministros que hace un par de años difundieron la imagen de una Barcelona a oscuras por todo el mundo.

La tensión ha llegado hasta tal punto que el presidente del partido Esquerra Republicana (ERC), Joan Puigcercós, ha reclamado hoy la nacionalización de la empresa eléctrica porque, según él, no ha hecho en Cataluña la inversión prometida y proporciona un servicio que es «muy deficiente». Este partido forma parte del gobierno catalán.

En declaraciones a TV3 y según un comunicado de la televisión catalana remitido a Efe, Puigcercós ha afirmado: «Yo siempre he sido partidario de nacionalizar Endesa. En estos momentos, el sector eléctrico es un sector ineficiente, es un sector que, para repartir beneficios, está dañando toda la red de suministro eléctrico».

«Todas las subestaciones que hay en Cataluña están muy dañadas, el servicio es absolutamente ineficiente, no hay inversión. Enel se comprometió, en la compra de Endesa, a hacer una inversión que no ha hecho. A mí me parece que el poder de las eléctricas en este momento es tan grande que hay que empezar a hablar claro», ha agregado.

Mientras, los problemas financieros de la matriz siguen condicionanado las decisiones estratégicas que afectan a la compañía española. Endesa, la empresas por Borja Prado, podría deshacerse de su filial en Brasil, según informó Bloomberg. Los activos de la eléctrica en este país, propiedad de la también italiana Enel, podrían acabar en manos de la Compañía de Minas Gerais.

La minera brasileña es la mayor interesada en adquirir Endesa Brasil, según la agencia de noticias anglosajona, que también informa que el gobernador del Estado que alberga a Minas Gerais, Aecio Neves, ha entablado conversaciones sobre los planes de la minera carioca con el ministro de Finanzas italiano, Giulio Tremonti, las cuales incluyen hacerse con Endesa Brasil. Este acercamiento entre el político brasileño y el italiano pone en evidencia que Endesa, en la actualidad, es totalmente italiana.

La antaño eléctrica más importante de España sigue manteniendo gran parte de sus negocios en Latinoamérica, una región que ha acogido buena parte de las inversiones más ambiciosas de la compañía. En cualquier caso Enel parece dispuesta a desprenderse de sus activos en este continente, demostrando de este modo que Endesa actualmente sirve para financiar a su propietaria, y no como filial con proyectos de futuro.

Las conversaciones con Minas Gerais no supondrán, en caso de que se confirme el proceso de negociación, las primeras.

El pasado 2 de octubre, Endesa vendió su participación, del 7,2%, en la Empresa de Energía de Bogotá (EBB) por 247 millones de dólares.

Endesa hizo historia en Colombia cuando a finales de la década de 1990 adquirió por un récord de más de 2.200 millones de dólares los negocios de generación y distribución de la EEB, que atiende el mercado de la capital del país y varios municipios de influencia, con más de siete millones de habitantes.

Endesa Brasil mantiene en el país carioca varias participaciones en varias ‘utilities’, entre las que destacan Ampla Energía e Servicios SA y Compañía Energética do Ceara. Por su parte, Minas Gerais desembolsará a finales de octubre 860 millones de dólares para hacerse con Andrade Gutiérrez Participacoes SA y la compañía eléctrica Equatorial Energía SA.

La imagen mediática negativa provocada por estas ventas ha intentado ser remediada en la jornada de hoy. Hoy la prensa española se hacía eco de una nota de prensa de la compañía en la que se anunciaba que la filial chilena de Endesa ha adquirido el 24% del capital de la eléctrica peruana Edelnor por 145,7 millones de dólares (unos 97,6 millones de euros), con lo que su participación en ésta compañía se eleva del 33,53 al 57,53%.

Sin embargo, muy pocos medios han captado el detalle de que estas acciones han sido adquiridas a Generalima, la sociedad peruana íntegramente participada por la propia Endesa Latinoamérica, matriz directa de Enersis.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA