Nuevos enemigos para Wall Street

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Las grandes empresas latinoamericanas parecen tener futuro en los mercados de deuda. Sus emisiones de bonos encuentran compradores gracias al regreso del apetito por el ‘riesgo’ que ha propiciado el dinero barato del BCE y la Fed. Un negocio rentable que desean los bancos de inversión de EEUU y al que también aspiran algunas entidades financieras locales. Las grandes empresas latinoamericanas parecen tener futuro en los mercados de deuda. Sus emisiones de bonos encuentran compradores gracias al regreso del apetito por el ‘riesgo’ que ha propiciado el dinero barato del BCE y la Fed. Un negocio rentable que desean los bancos de inversión de EEUU y al que también aspiran algunas entidades financieras locales.

México es por ejemplo un territorio que interesa mucho a Morgan Stanley, que ha incorporado una oficina de gestión de renta fija. Según su director regional, Christopher Harland, tanto el mercado mexicano como el brasileño, son importantes para su firma.

Morgan Stanley está también presente con oficinas de representación en Perú y en Argentina. Para Harland es muy importante tener presencia física en los mercados en los que se trabaja. Es una tendencia, llevar a empleados a estos lugares, puesto que suponen según los responsables del banco de inversión, mucha diferencia a hacerlo a distancia.

Un dato que demuestra este auge es que la empresa sólo tenía 11 empleados hace cuatro años en la oficina de México, que se compone ahora de 35 trabajadores para gestionar las inversiones en la bolsa del país y la renta fija.

En el mercado brasileño, por ejemplo el Banco Itaú BBA, ha logrado colocarse como la compañía más importante desbancando del primer puesto de varios ranking a empresas extanjeras. Los locales, son los líderes ahora en la asesoría de fusiones y adquisiciones, por delante de Rothschild, con 27 acuerdos que supusieron 34.400 millones de dólares (25.892 millones de euros).

Itaú también se impuso como colocador de productos de capitales. Los anteriores líderes del sector eran Citigroup. Además, Credit Suisse Group también se ve relevado de la medalla de oro de la administración de oficinas de propiedad intelectual por el banco brasileño.

La clase media de este país emergente, está impulsando el crecimiento de los bancos nacionales. Tanto Itaú como en Banco BTG Pactual, están últimamente aumentando su capacidad de negocio e incluyendo grandes fichajes en sus organigramas.

Un ejemplo de esta tendencia ha sido la contratación de John Corcoran para reemplazar a Surat Maheshwari en la dirección de la sindicación de bonos en su sede de Nueva York. Corcoran procede de la entidad con sede en Zurich, USB AG, aunque trabajaba en Stamford, Connecticut, como director general de deuda de mercados de distribución..

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA