Ahogo eléctrico

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La caída en las inversiones afectará a sus filiales en América Latina, en especial a Eneris, que opera a Chile, y que tiene serios problemas en mantener operativo el sistema eléctrico después de los daños causados por el terremoto. La compañía Enel, propietaria del 92% de Endesa, ha decidido recortar en casi un 20% las inversiones de la eléctrica que preside Borja Prado para los próximos cuatro años. Endesa invertirá 10.500 millones de euros entre 2010 y 2014. El anterior plan estratégico, que comprendía el periodo 2009-2013, incluía inversiones por 13.500 millones, una cifra que representó ya un recorte del 45% frente a la cifra adelantada en 2008 (24.000 millones de euros) en el esbozo de dicho programa. Si se aprueban las inversiones anunciadas hoy supone una reducción de las inversiones del 65% desde que la compañía eléctrica italiana se hizo con el control de Endesa. La compañía Enel, propietaria del 92% de Endesa, ha decidido recortar en casi un 20% las inversiones de la eléctrica que preside Borja Prado para los próximos cuatro años. Endesa invertirá 10.500 millones de euros entre 2010 y 2014. El anterior plan estratégico, que comprendía el periodo 2009-2013, incluía inversiones por 13.500 millones, una cifra que representó ya un recorte del 45% frente a la cifra adelantada en 2008 (24.000 millones de euros) en el esbozo de dicho programa. Si se aprueban las inversiones anunciadas hoy supone una reducción de las inversiones del 65% desde que la compañía eléctrica italiana se hizo con el control de Endesa. La caída en las inversiones afectará a sus filiales en América Latina, en especial a Eneris, que opera a Chile, y que tiene serios problemas en mantener operativo el sistema eléctrico después de los daños causados por el terremoto.

Según la eléctrica, las inversiones previstas son “acordes a la nueva expectativa de crecimiento de la demanda” y el 59% se destinará a negocios regulados. Con todo, el motivo para esta reducción es evidente: Enel, que controla un 92% de Endesa, cerró el ejercicio pasado con una deuda de 50.870 millones de euros frente a los 49.967 de 2008, lo que la convierte en la ‘utility’ más endeudada de Europa.

El objetivo del consejero delegado de la italiana, Fulvio Conti, es reducir esa sangría deudora hasta los 45.000 millones de euros este año y hasta los 39.000 millones en 2014. Para conseguirlo, el grupo prevé desprenderse de activos por valor de 7.000 millones, como el negocio de distribución de Gas de Endesa en España.

Por su parte, el presidente de Endesa, Borja Prado, ha calificado de realista esta reducción de las inversiones de su compañía. A su juicio, es lógico que se invierta una cantidad más conservadora que la planeada hace un año, debido a la especial situación que atraviesa el mercado eléctrico en medio de la crisis económica.

En el también ha anunciado hoy que sacará a Bolsa en Milán y Madrid una participación minoritaria de su filial de energías renovables Enel Green Power antes de que concluya 2010. La compañía italiana ya ha comenzado a dar los pasos para Oferta Pública de Venta (OPV) de activos que podría presentar ante los supervisores bursátiles en abril.

De forma adicional o alternativa, en caso de que no prospere la colocación, el grupo transalpino negocia con terceras partes la posibilidad de dar entrada en el capital social a un socio industrial. La matriz de Endesa espera que en el último año del plan estratégico la filial verde tenga una capacidad instalada de 9.200 MW. En la actualidad, dispone de una cartera de proyectos en desarrollo de 1.712 MW.

Endesa también ha confirmado que ha alcanzado un acuerdo con su socio en el mercado griego, Mytilineos Holding, para la disolución de su ‘joint venture’ en Grecia, Endesa Hellas. En función de este acuerdo, Mytilineos adquiriría la participación de Endesa del 50,01% en dicha sociedad conjunta por 140 millones de euros.

En 2014, Endesa prevé obtener un resultado bruto de explotación (Ebitda) de 7.400 millones de euros, de los que 3.800 millones se generarán en Latinoamérica y 3.600 millones en España, Portugal y otros países en los que opera. El año que viene espera que esta cifra se sitúe en los 6.600 millones de euros, un 8,6% menos que el resultado obtenido en el ejercicio pasado, cuando Endesa registró un Ebidta de 7.228 millones de euros.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA