Las bolsas latinoamericanas reaccionan con caídas, al temor de una nueva recesión

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los mensajes de tono apocalíptico que, durante el fin de semana, han emitido desde el Fondo Monetario Internacional (FMI) o el Banco Mundial (BM) alertando sobre una nueva recesión económica mundial, han tenido hoy su réplica en los mercados internacionales. Después de que las Bolsas europeas vivieran un nuevo “lunes negro”, los parqués latinoamericanos han reaccionado con caídas cercanas al 3%. Los mensajes de tono apocalíptico que, durante el fin de semana, han emitido desde el Fondo Monetario Internacional (FMI) o el Banco Mundial (BM) alertando sobre una nueva recesión económica mundial, han tenido hoy su réplica en los mercados internacionales. Después de que las Bolsas europeas vivieran un nuevo “lunes negro”, los parqués latinoamericanos han reaccionado con caídas cercanas al 3%.

Por encima de esa cifra están, en este momento, los índices de Santiago de Chile (IPSA), que cae un 3,22% después de perder más de 120 puntos o el Merval bonaerense, que se deja un 3,17%. Por debajo del 3% pero siguiendo la misma tónica, se sitúan Bovespa brasileño, que ha perdido más de 1.000 punto a su apertura y de deja un 2,27% al cierre de esta edición, el IPC mexicano, que cae un 1,71% o el COLCAP colombiano, con un 1,55% de caída.

Se trata de la respuesta a una jornada de pérdidas en los principales mercados mundiales, que se han visto arrastrados por los malos datos de los bancos. Royal Bank of Scotland (RBS), controlado en un 70% por el Gobierno británico, llegó a caer un 10%, el mayor retroceso desde el pasado 18 de agosto. Barclays perdía un 7,5%, Deutsche Bank un 9%, al igual que Société Générale. Santander y BBVA se dejaban casi un 7% cerca del cierre de la sesión en un Ibex que perdía un 4,3%.

Las tensiones en la financiación de la banca europea se agudizan. Según asegura Espirito Santo a la agencia Bloomberg, los fondos monetarios de EEUU han vuelto a reducir por segundo mes consecutivo su exposición a Europa, en particular a la banca francesa. En julio, según Fitch, la deuda bancaria en manos de estos fondos bajó un 9%, hasta su registro más bajo desde 2008, tras el pánico desatado por el colapso de Lehman Brothers.

La banca europea representa así el 47% de la inversión de estos fondos, frente al 48% registrado a finales de junio y el mínimo del 45,4% de finales de 2008.

La Agencia Federal de Finanzas de Estados Unidos (FHA, en sus siglas en inglés) considera que algunos bancos no observaron la diligencia debida a la hora de calificar los títulos hipotecarios, ya que inflaron su valor, el cual se redujo significativamente con la aparición de los primeros impagos en los créditos.

El objetivo de la agencia es recuperar las pérdidas millonarias que ocasionaron y que, en su mayoría, han tenido que sufragar los estadounidenses. En concreto, pretende recuperar parte de las pérdidas ocasionadas por las agencias de calificación hipotecaria Fannie Mae y Freddie Mac, valoradas en 30.000 millones de dólares (21.043 millones de euros).

“Es una noticia claramente negativa para los bancos involucrados, que probablemente tengan que tomar medidas adicionales y continuarán sufriendo daños de reputación”, asegura hoy Mediobanca en una nota a sus clientes.

Entre los bancos estadounidenses afectados también se encuentra Bank of America, JP Morgan o Goldman Sach, que cerraron el viernes con caídas superiores al 4%. Hoy Wall Street permanece cerrado por la celebración del Día del Trabajo.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA