Las bolsas europeas reciben con caídas al sustituto de Berlusconi

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La llegada de Mario Monti a la presidencia de Italia no ha resultado ser el bálsamo bursátil que muchos esperaban y poco antes del cierre de negociación, los parqués europeos se inclinaban en masa hacia la zona de las pérdidas. Las dudas sobre la posibilidad de que el tecnócrata saque al país transalpino de la crisis económica y política en la que se encuentra se han visto alimentadas por los datos poco halagüeños publicados hoy por la OCDE. La llegada de Mario Monti a la presidencia de Italia no ha resultado ser el bálsamo bursátil que muchos esperaban y poco antes del cierre de negociación, los parqués europeos se inclinaban en masa hacia la zona de las pérdidas. Las dudas sobre la posibilidad de que el tecnócrata saque al país transalpino de la crisis económica y política en la que se encuentra se han visto alimentadas por los datos poco halagüeños publicados hoy por la OCDE.

Este comportamiento bajista no ha sido uniforme a lo largo de toda la sesión. A primera hora los índices de referencia del Viejo Continente se anotaban alzas para celebrar la salida del, hasta anteayer, primer ministro Silvio Berlusconi. No obstante, su permanencia en el poder hasta que Monti forme un nuevo Ejecutivo y el anuncio de que no se convocarán elecciones en el país hasta 2013 como pronto, ha desinflado un ánimo inversor que también ha tenido que digerir unas previsiones poco halagüeñas de la OCDE en las que se aprecia de nuevo la desaceleración de las economías europeas y de EEUU.

Un cambio de tendencia que ha presentado a los gestores de operaciones intradía la posibilidad de conseguir unas nuevas ganancias extra. Mientras que a primera hora, como ejemplo, los bancos italianos Unicredit e Intesa Sanpaolo se anotaban las alzas más importantes (2%) del selectivo paneuropeo Eurostoxx 50, poco antes del toque de cierre se colocaban en la cola del mismo con pérdidas bursátiles del 5,5% y del 4% respectivamente.

El parqué europeo más perjudicado ha sido el español, con pérdidas que al cierre de esta edición llegaban a rozar el 2,5% de caídas. Entre los más bajistas se colocaban los valores financieros, golpeados por una prima de riesgo que ha recuperado su senda alcista hasta marcar los 420 puntos de diferencial frente a los bonos alemanes (1,79%).

La Bolsa de Milán seguía de cerca los pasos de la madrileña, con un retroceso del entorno del 2%. El anuncio de que Monti prepara un plan de ajuste “entre lágrimas y sangre”, como ha declarado a la prensa el líder del Partido Republicano de Italia. La llegada de Monti al Gobierno italiano tampoco ha logrado traer la calma al mercado de deuda soberana, donde la prima de riesgo italiana ha alcanzado los 480 puntos básicos frente a sus comparables alemanes a diez años. La subasta de bonos a cinco años celebrada hoy en Roma se ha saldado con el tipo de interés más alto desde el año 1997, a un 6,29%.

En Fráncfort y París, el panorama tampoco se mostraba más amable al poco del cierre de los parqués. Ambas plazas bursátiles se dejaban más de un 1,5% en su conjunto, mientras que sus entidades financieras de referencia ahondaban en estas pérdidas hasta cifras siempre en el entorno del 2%, con Deutsche Bank como el más castigado del llamado eje franco-alemán.

Los inversores de Bruselas y Lisboa también se inclinaban por la cautela a pesar de un moderado optimismo a primera hora. En el país vecino, el comportamiento de sus entidades financieras no seguía una pauta uniforme. La presentación de resultados en algunos casos dejaba un escenario tan dispar que daba cabida a alzas del 2,9% en el BCP y a pérdidas del 2,8% en el Espírito Santo.

La apuesta vendedora de Europa ha trasladado el sentimiento de desconfianza también al parqué neoyorquino. En sus primeros compases de negociación, los principales índices de Wall Street se inclinaban por suaves pérdidas para dar la bienvenida a Mario Monti, a quien ayer mismo el presidente de Italia, Giorgio Napolitano, encargaba la tarea de crear un gobierno de tecnócratas que rescate al país de su situación actual.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA