El sector financiero latinoamericano, escéptico ante la creación del Banco del Sur

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Varios expertos relacionados con el sector financiero latinoamericano no confían en que la creación del Banco del Sur sirva para poder solventar una situación económica complicada en la zona. En esta idea coinciden varios analistas a los que Americaeconomica.com ha realizado una encuesta ‘express’. Esta opinión generalizada contrasta con la de los dirigentes políticos de América Latina que forman parte del proyecto. Varios expertos relacionados con el sector financiero latinoamericano no confían en que la creación del Banco del Sur sirva para poder solventar una situación económica complicada en la zona. En esta idea coinciden varios analistas a los que Americaeconomica.com ha realizado una encuesta ‘express’. Esta opinión generalizada contrasta con la de los dirigentes políticos de América Latina que forman parte del proyecto.

Uno de estos expertos es el ecuatoriano Patricio Durán, presidente de Fiduvalor, quien considera que el Banco del Sur “es una farsa de los distintos gobiernos, que han buscado una excusa para enfrentarse al capitalismo yanki”. El analista está convencido de que “no se dispone de los recursos necesarios como para que realmente sea efectivo”.

En esto último, también coincide el presidente de la argentina Aldazábal y Cía, Rafael Aldazábal. El empresario “por ahora” no le da mucha importancia a esta futura institución prestataria multilateral ya que “la cantidad de dinero de que dispone es poco significativa para el crédito, principalmente para los países más grandes de Latinoamérica como Argentina o Brasil”. Aldazábal lo ve más como “un tema político”.

Por otro lado, el también argentino Marcelo Olguín, economista jefe del grupo SBS, echa en falta “algo más de información sobre el Banco del Sur”. El experto sí que ve que “existe voluntad política” para que esta futura institución se lleve a cabo, pero por el momento desconoce la efectividad de la misma a la hora de ayudar a los países de América Latina.

Estas y las demás valoraciones que ha obtenido este medio contrastan con la opinión de los dirigentes políticos latinoamericanos. Esta misma semana se ha reunido el Consejo Suramericano de Economía y Finanzas de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y entre otros asuntos han relanzado la puesta en marcha del Banco del Sur, según informó el ministro de Economía argentino, Amado Boudou.

Los distintos asistentes al Consejo de Unasur defienden que el Banco tendrá potestad para financiar y apoyar el desarrollo financiero y social de sus países miembros. Además, al contrario que ocurre en el FMI, cada miembro tendrá derecho de voto e igual poder de sufragio que el resto, independientemente de su aportación al fondo, aunque Brasil, Argentina y Venezuela se han reservado una capacidad de veto conjunta.

La creación de esta institución fue acordada por Argentina, Venezuela, Bolivia, Brasil, Ecuador, Paraguay y Uruguay, mientras que los otros miembros del Unasur (Chile, Colombia y Perú) se han mantenido al margen, hasta ahora.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA