El Gobierno de Bolivia afirma que más de 75 casos vinculan a Áñez con el supuesto golpe de Estado

La autoproclamada presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez

Jeanine Áñez

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El ministro de Justicia de Bolivia, Iván Lima, ha detallado que más de 75 investigaciones vinculan a la expresidenta Jeanine Áñez con la comisión del presunto Golpe de Estado, antes de afirmar que la Justicia boliviana baraja la apertura de una tercera investigación sobre los hechos ocurridos tras las elecciones de octubre de 2019.

En una serie de mensajes publicados en la cuenta de Twitter del Ministerio de Justicia de la nación andina, Lima ha advertido de que si se comprueba que la toma del cargo por parte de Áñez fue «inconstitucional», como denuncia el Ejecutivo, «se habría cometido un golpe de Estado», además de delitos como resoluciones contrarias a las leyes e incumplimiento de deberes.

En este sentido, ha explicado que es necesario dividir lo ocurrido en tres casos: cómo llega Áñez al poder, cómo se consolida «con el Decreto de la Muerte 4078 –que autorizó a los militares a usar la fuerza en las manifestaciones postelectorales–» y cómo se perpetran «los graves hechos de corrupción en los que los golpistas robaron al país». «Hay más de 75 procesos que vinculan directamente a Áñez», ha señalado.

En referencia al caso «golpe de Estado II», Lima matiza que es aquí donde está imputada Áñez, además de autoridades policiales y militares. «De comprobarse su responsabilidad, se enfrentan a condenas de 12 a 14 años de prisión», ha advertido.

«El caso golpe de Estado III, que todavía está en análisis, podría darse contra personas que han conspirado, ahí pueden estar los partícipes de los casos anteriores», ha manifestando, antes de aclarar que esta investigación está enfocada a los días previos a la renuncia del expresidente Evo Morales.

«Los vinculados con estos hechos que derivaron en masacres, corrupción y violaciones de los Derechos Humanos distorsionan los procesos con declaraciones políticas en medios de comunicación para buscar impunidad», ha censurado Lima, antes de pedir que «declaren ante las instancias competentes de la Justicia».

La Justicia boliviana ha ampliado otros cinco meses más la detención preventiva de la expresidenta, acusada de los delitos de terrorismo, sedición y conspiración por su rol en el marco del denominado caso golpe de Estado. Áñez denunció el viernes durante la audiencia que padece «anorexia nerviosa» y avisó de que el Gobierno boliviano «busca» y «logrará» su «muerte a corto plazo».

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA