americaeconomica.com
Edición testing    

PAÍS > GUATEMALA

El movimiento en contra de las minas de Latinoamericana ha llegado a Guatemala. Los pobladores de la región cercana a la aldea de El Carrizal, dónde se ubica una mina están realizando protestas contra esta explotación guatemalteca.
EEUU ayudará a Guatemala a combatir a las maras y a las pandillas de la región. Ambos países acaban de firmar un acuerdo para suministrar los datos de los pasajeros de los aviones que unen ambas regiones. De ese modo, se logrará un mejor control de las bandas, el narcotráfico y el terrorismo.
La primera promesa del electo presidente guatemalteco, Otto Pérez Molina, ha sido trabajar “incansablemente” para eliminar el problema de inseguridad que vive el país. Guatemala tiene uno de los índices más altos de muertes violentas de la región, 52 por cada 100.000 habitantes.
El crimen organizado y el narcotráfico mantienen en vilo a Centroamérica, y en Nicaragua y Guatemala se sienten especialmente. Las elecciones presidenciales en ambos países este fin de semana se plantean como una nueva oportunidad para imponer medidas más drásticas para acabar con ambos problemas.
Como se esperaba en base a los sondeos, Guatemala necesitará de una segunda vuelta para dilucidar quién se hace con la presidencia del país. El militar retirado Otto Perez Molina ha confirmado, con el 75% de los votos escrutados, su favoritismo de cara a ocupar el cargo. Le sigue, con algo más de un 14% de diferencia, el candidato del partido Libertad Democrática Renovada (Lider), Manuel Baldizón.
Este fin de semana se celebran unas tensas elecciones presidenciales en Guatemala. La presencia constante de la violencia en el pequeño país centroamericano, junto con la ausencia del partido gobernante en los comicios, marcarán un encuentro con las urnas en el que el general retirado Otto Pérez Molina lleva la delantera. Todos los candidatos, con más o menos virulencia, prometen una lucha férrea contra la corrupción. Mientras tanto, el elegido se convertirá en el presidente mejor pagado de América Latina.
Sólo faltan cuatro días para que el proceso electoral de Guatemala llegue a su fin y Otto Pérez Molina, general retirado, se perfila como ganador de la Presidencia del país en esta primera vuelta. El derechista, líder del Partido Patriota (PP), que promete “mano dura” para combatir la violencia que afecta a los guatemaltecos, perdió las elecciones de 2007 ante Álvaro Colom. Precisamente, la ex mujer de éste, Sandra Torres, presentó su candidatura, pero la Corte Constitucional echó por tierra su solicitud al ratificar que Torres incurrió en “fraude de ley” al divorciarse el pasado mes de abril de Colom, para evadir la prohibición constitucional que impide a los familiares del gobernante en funciones aspirar a la primera magistratura.
El próximo 30 de septiembre se celebran elecciones presidenciales en Guatemala. En lo que va de campaña, 35 personas, políticos nacionales y locales y sus asesores principalmente, han fallecido por causas violentas. Pero la criminalidad que registran estos comicios no es una excepción. El país se ha convertido en el feudo de las “maras” y uno de los focos de narcotráfico del subcontinente centroamericano.
La Corte Constitucional de Guatemala ha puesto fin a las aspiraciones de Sandra Tores, ex mujer del actual presidente del país, Álvaro Colom, para convertirse en presidenta de la nación guatemalteca tras rechazar su candidatura. La Audiencia ha echado atrás su solicitud al ratificar los fallos emitidos por el Tribunal Supremo Electoral y la Corte Suprema de Justicia, que argumentaron que Torres incurrió en “fraude de ley” al divorciarse el pasado mes de abril de Colom para evadir la prohibición constitucional que impide a los familiares del gobernante en funciones aspirar a la primera magistratura.
La candidata presidencial a los comicios en Guatemala, Sandra Torres, ex mujer del actual mandatario guatemalteco, Álvaro Colom, inicia hoy el último intento hacia su inscripción oficial al Gobierno del país. Hasta ahora, todos han sido en balde, siempre obstaculizados por el Tribunal Electoral y la Corte Suprema. Ambos organismos argumentaron que Torres incurrió en “fraude de ley” al divorciarse el pasado mes de abril de Colom para evadir la prohibición constitucional que impide a los familiares del gobernante en funciones, aspirar a la primera magistratura.
0,140625