americaeconomica.com
Edición testing    

PAÍS > COLOMBIA

El renovado apetito por los activos de riesgo ha llevado a las empresas colombianas a inundar los mercados internacionales con nuevas emisiones de deuda. Según los últimos datos oficiales, las empresas locales han emitido un récord de 6.140 millones de dólares en papeles este año, comparado con los cerca de 3.100 millones registrados en 2008. La cifra podría aumentar hasta finales de año, ya que firmas como las eléctricas Empresas Públicas de Medellín, Codensa y Helm Bank han mostrado su interés por salir a este mercado, aprovechando los menores costes con los tipos de interés en mínimos del 4%.
La filial de Endesa en Colombia, Codensa, ha suscrito un acuerdo para vender su cartera de créditos al consumo del Programa Crédito Fácil Codensa a Multibanca Colpatria, que se hará de esta forma con un programa de préstamos valorado en 175 millones de dólares (115 millones de euros). La eléctrica presidida por Borja Prado continúa con las ventas de activos en la región, donde sigue manteniendo una gran parte de sus negocios. En cualquier caso, Enel parece dispuesta a desprenderse de sus activos en este continente, demostrando que Endesa actualmente sirve para financiar a su propietaria y no como filial de proyectos para el futuro.
La compañía colombiana Ecopetrol planea una inversión de 268 millones de dólares (180 millones de euros) en diferentes proyectos situados en Perú, Brasil y el Golfo de México. Una gran parte de este dinero irá destinado a la extracción de petróleo en aguas al sur de Texas.
El peso y los precios de la deuda pública de Colombia cerraron la pasada semana con subidas, que se extendían en la jornada de hoy, pese al anuncio de los planes del Gobierno de Álvaro Uribe para frenar el alza de la divisa local frente al dólar, que incluyen reducir el ingreso de dólares y más endeudamiento local.
Los exportadores colombianos han recibido el apoyo del Ministro de Hacienda Oscar Iván Zuluaga, que esta semana ha anunciado que el Gobierno de Álvaro Uribe prepara medidas para frenar la fuerte revalorización del 20% que el peso acumula frente al dólar en lo que va de año. Por el momento, se han firmado una serie de decretos para reducir a cero, y hasta finales de año, el arancel aplicado a más de 1.700 materias primas no producidas en el país, con el propósito de que los empresarios aumenten las importaciones y generen demanda de dólares. Tampoco se descarta una nueva bajada en los tipos de interés en la reunión que el 23 de octubre mantendrá el Banco Central del país, en la que también se podría acordar la compra de dólares para acumular reservas internacionales.
Colombia ha lanzado una emisión de 1.000 millones de dólares en bonos con vencimiento en 2041 destinados al mercado internacional, en un nuevo esfuerzo del Gobierno de financiar su abultado déficit fiscal. Bank of America Merrill Lynch y Goldman Sachs actuarán como colocadores. De momento, los inversores cuentan con el buen desempeño que otros papeles colombianos registran en el mercado internacional, que hoy se situaban a un precio del 120,39% con una rentabilidad asociada del 3,76%, la más atractiva de la región.
Los empresarios cafeteros colombianos pueden respirar tranquilos. Al menos, de momento. A pesar del desastre que se temía por el brusco descenso en la producción del grano, el aumento de los precios ha provocado que los ingresos de este sector aumenten respecto al año anterior. En 2009, el precio del café ha subido un 25% en el mercado de futuros, gracias a la debilidad del dólar y al aumento de la demanda.
Colombia prorroga el contrato de suministro de energía a Venezuela

La exportación de energía a Venezuela viene realizándose desde el año pasado.

La tensión diplomática entre Bogotá y Caracas ha experimentado un punto de inflexión. Isagen, la generadora estatal de energía de Colombia, ha ampliado un año más el contrato para suministrar electricidad al oeste de Venezuela. El acuerdo establece la entrega de 550 gigavatios al año y el monto del contrato es de 36 millones de dólares.
0,25