Mexicana de Aviación, insolvente

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

“La aerolínea Mexicana de Aviación es insolvente”, así la ha descrito secretario de Comunicaciones y Transportes de México, Dionisio Pérez Jácome. Según él, la empresa se encuentra en concurso mercantil, de manera que no tiene recursos y no puede volar “de manera segura”. Un reto que espera al nuevo presidente del país, Enrique Peña Nieto, cuando aún ni siquiera ha tomado posesión. “La aerolínea Mexicana de Aviación es insolvente”, así la ha descrito secretario de Comunicaciones y Transportes de México, Dionisio Pérez Jácome. Según él, la empresa se encuentra en concurso mercantil, de manera que no tiene recursos y no puede volar “de manera segura”. Un reto que espera al nuevo presidente del país, Enrique Peña Nieto, cuando aún ni siquiera ha tomado posesión.

El secretario ha señalado, concretamente, que “la empresa se encuentra en concurso mercantil, es insolvente financieramente; se requiere volverla solvente y después ya que haya saldado cuentas y haya negociado con todos los acreedores para obtener el certificado de operador aéreo, lo que nos tiene que demostrar es que tiene capacidad para volar en forma segura”.

Ha querido comentar también que para que la aerolínea, que ha permanecido en concurso mercantil durante dos años, pueda volver a conseguir el certificado de operados aéreo que le permitirá volver a volar, necesita una serie de requisitos.

El presidente ha señalado, entre ellos, “la posesión de las aeronaves, saber quiénes son los inversores, y, por supuesto, demostrar que son capaces de cumplir con la capacidad financiera para volar, que es diferente de la capacidad financiera para reestructurar a la empresa que se encuentra en concurso mercantil”.

Entre otros detalles, Pérez Jácome, ha añadido que también es importante saber como dotará de mantenimiento a los equipos, que deben seguir las normas nacionales e internacionales, además de asegurar la capitación de los pilotos y demás empleados de la compañía.

Aunque volvió a repetir que la última palabra sobre si la compañía está preparada para volar es precisamente su equipo de Comunicaciones y Transportes, que decidirá si cuenta o no con la solvencia para poder obtener el certificado de operador aéreo.

“Haremos todo de modo legal” ha señalado y ha considerado también que estarán “encantados de analizar todo y si cumple con lo que debe de cumplir no habrá ningún problema a la hora de dar el certificado de operador aéreo”.

El titular ha añadido que han solicitado el cambio de administrado y de conciliador, aunque de momento el asunto de Mexicana Aviación continúa en manos del juez que encabeza el concurso mercantil, Edith Alarcón.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA