Standard & Poors sube la calificación crediticia de Perú a la espera de que Humala actúe

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La agencia de calificación estadounidense Standard & Poors (S&P) ha dado un nuevo impulso al Gobierno de Ollanta Humala. Después de que Moody’s anunciara la semana pasada que estudia elevar la nota de solvencia peruana de Baa3 a Baa2, su competidora lo ha materializado subiéndola de BBB- a BBB. Sin embargo, ambas se muestran cautas. Esperan los siguientes pasos del mandatario nacionalista para mantener o modificar sus posiciones. La agencia de calificación estadounidense Standard & Poors (S&P) ha dado un nuevo impulso al Gobierno de Ollanta Humala. Después de que Moody’s anunciara la semana pasada que estudia elevar la nota de solvencia peruana de Baa3 a Baa2, su competidora lo ha materializado subiéndola de BBB- a BBB. Sin embargo, ambas se muestran cautas. Esperan los siguientes pasos del mandatario nacionalista para mantener o modificar sus posiciones.

S&P ha basado su decisión en un estudio realizado al programa electoral de Humala, en el que se compromete a respetar la política económica establecida por gobiernos anteriores. «La mejora refleja nuestra expectativa de que la continuidad de una amplia política fiscal y monetaria bajo el Gobierno de Ollanta Humala respaldará una mayor flexibilidad de la política económica y del crecimiento», asegura el comunicado remitido por la calificadora.

A su vez, S&P da su aprobación a la política moderada que ha prometido Humala. A pesar de los planes del Gobierno de aumentar el gasto social y en infraestructuras, asegura, su decisión de «implementar estas prioridades gradualmente y dentro de un enfoque fiscal prudente, vinculando los gastos a un aumento de los ingresos». De esta forma, el rating de la deuda peruana se sitúa con una nota BBB a la espera de que el mandatario peruano cumpla las expectativas.

Algo similar, aunque sin subida por el momento, a lo prometido por Moody’s. En lo que algunos consideran la estrategia del palo y la zanahoria, desde la institución se han vuelto a lanzar mensajes sobre una más que posible subida de la nota de solvencia peruana de Baa3 a Baa2 antes de que finalice el año 2011, siempre y cuando Humala se «porte bien» y continúe demostrando como hasta ahora respeto por las normas del libre mercado y del capitalismo.

Moody´s, cuyo principal accionista es Warren Buffet, parece decidida a subir la calificación crediticia de Perú, después de que, durante las pasadas elecciones presidenciales, la agencia que evalúa el riesgo soberano hiciera público un informe en el que calificaba de adecuadas las propuestas de política económica del entonces candidato Ollanta Humala. Su vicepresidente, Patrick Esteruelas, ha reconocido ahora que, sobre la base de la matriz crediticia y su crecimiento económico, Perú ya se merece una mejora.

El miedo provocado por las medidas que el ya presidente nacionalista pudiera tomar, instigado por su opositora en las elecciones, Keiko Fujimori, y algunos medios de comunicación durante la campaña, hicieron tambalearse la bolsa peruana. Sin embargo, Moody’s se mostró confiada entonces de que la intención de aplicar el impuesto a las sobreganancias mineras, propuesta de Humala, no alterarían radicalmente las perspectivas de inversión, siempre y cuando éstas permanezcan en consonancia con las normas internacionales y mientras que los precios de los productos básicos sigan siendo elevados. Ahora, de nuevo vuelve a enseñarle la zanahoria al nuevo presidente peruano.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA