Lula acapara para Brasil las nuevas inversiones de las automovilísticas internacionales

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente de Brasil, Lula da Silva, ha conseguido acaparar las nuevas inversiones del sector automovilístico, gracias a los incentivos fiscales y los créditos al consumo que ofrece su Gobierno y que han permitido mantener en auge este sector a pesar de la crisis internacional. La estadounidense General Motors invertirá 574 millones de euros en su planta de producción de Sao Paolo y la italiana Fiat aumentará su plantilla en 1.000 trabajadores para aumentar la producción. Brasil es ya el sexto productor de vehículos más grande del mundo y el quinto mayor mercado interno. El presidente de Brasil, Lula da Silva, ha conseguido acaparar las nuevas inversiones del sector automovilístico, gracias a los incentivos fiscales y los créditos al consumo que ofrece su Gobierno y que han permitido mantener en auge este sector a pesar de la crisis internacional. La estadounidense General Motors invertirá 574 millones de euros en su planta de producción de Sao Paolo y la italiana Fiat aumentará su plantilla en 1.000 trabajadores para aumentar la producción. Brasil es ya el sexto productor de vehículos más grande del mundo y el quinto mayor mercado interno.

Las empresas del sector automovilístico apuestan por el mercado brasileño porque ha sido uno de los mercados mundiales que menos ha sentido la crisis. Las ventas de vehículos en el país han alcanzado niveles record en 2009, gracias, en parte, a las deducciones fiscales y a la confianza de los consumidores.

Según la Asociación de Fabricantes de Vehículos de Brasil, en el país se vendieron 3,14 millones de vehículos en 2009, lo que equivale un aumento del 11,4% en comparación al año anterior. Los expertos consideran que en 2010 las ventas aumentarán todavía más, ya que los economistas pronostican un crecimiento económico de al menos un 5%.

El anuncio de General Motors, de invertir 574 millones de euros en su planta brasileña de Sao Paolo, se produce un mes después de que el vicepresidente de de Operaciones Internacionales de la empresa, Tim Lee, asegurara que General Motors mantiene el compromiso con Brasil de invertir 2.050 millones de euros en los próximos años en el desarrollo de nuevos productos y en aumentar su capacidad productiva.

No sólo se trata de General Motors, otra de las grandes automovilísticas mundiales, la italiana Fiat, ha dado a conocer un plan para aumentar la producción de vehículos en el país un 6,5% este año, y para ello ha anunciado que contratará 1.000 nuevos trabajadores. En la actualidad, Fiat tiene 14.000 empleados en Brasil.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA