Los especuladores intensifican el ataque contra España e Italia

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Nueva jornada negra para los mercados financieros de España e Italia y con esta ya van cinco. El Ibex 35, que ayer sufrió el mayor descalabro del año, hoy prolongó los recortes un 2%. La prima de riesgo llegó a superar el peligroso umbral de los 400 puntos, algo inédito desde la creación de la zona del euro. En este escenario, tan beneficioso también para el bund alemán, el franco suizo y el oro han sacado a relucir su condición de valor refugio y han renovado sus récords. Nueva jornada negra para los mercados financieros de España e Italia y con esta ya van cinco. El Ibex 35, que ayer sufrió el mayor descalabro del año, hoy prolongó los recortes un 2%. La prima de riesgo llegó a superar el peligroso umbral de los 400 puntos, algo inédito desde la creación de la zona del euro. En este escenario, tan beneficioso también para el bund alemán, el franco suizo y el oro han sacado a relucir su condición de valor refugio y han renovado sus récords.

La presión sobre España se suavizó cerca del cierre y el rendimiento de sus bonos de referencia se situó en el 6,28%. La deuda italiana con el mismo vencimiento ha sufrido una trayectoria similar, amaneciendo al 6,22% y cerrando en el 6,14%. Hoy, y nunca mejor dicho, los especuladores han hecho su agosto.

La volatilidad que han sufrido los bonos de España e Italia no ha sido compartida, sin embargo, por los países tradicionalmente más castigados en los mercados durante los últimos meses. Así, la trayectoria de los papeles soberanos de Irlanda (10,62%), Portugal (11,07%) y Grecia (14,88%) ha sido estable durante la jornada, y sin apenas sufrir movimiento. Estas tres naciones han tenido que ser apoyadas económicamente por Bruselas y el FMI en algún momento entre 2010 y 2011, no así España e Italia.

Por su parte, el bund germano seguía ofreciendo un rendimiento cada vez menor, y mientras la deuda de España e Italia tocaba récords históricos, el papel germano cotizaba a un 2,44%; una de las cifras más bajas (y mejores para la financiación de Alemania) que se recuerdan desde el pasado mes de septiembre, cuando su rentabilidad descendió hasta el 2,2%.

En un efecto derivado del recrudecimiento de la crisis fiscal del euro, el oro ha vuelto a sacar a relucir su condición de valor refugio por excelencia. Así, a mediodía, la onza de oro para entrega inmediata se ha llegado a venderse en el mercado de Londres a 1.635 dólares la onza, un precio desconocido en la historia y que está ligeramente por encima de su anterior máximo. Solo en la jornada de hoy se ha encarecido un 1%.

Por los mismos motivos, el franco suizo ha alcanzado un máximo en su cambio frente al euro por segunda jornada consecutiva. En concreto, cada euro se cambia por 0.904 francos porque la divisa suiza también está vista como una activo seguro frente a las incertidumbres.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA