Las empresas de EE UU regresan a México

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El alza en los salarios de los trabajadores asiáticos ha provocado que empresas estadounidenses se trasladen a tierras aztecas. México ha comenzado a parecer más atractivo que China para la industria del país vecino, que gracias a la oferta de mano de obra más competitiva respecto a la asiática, vuelve a apostar por el mercado laboral mexicano. El incremento de los carburantes y la cercanía de México también ha beneficiado al traslado de las empresas. Tras varios años de perder presencia en el mercado de EE UU ante China, la economía mexicana ha comenzado a recuperar parte de ella. El alza en los salarios de los trabajadores asiáticos ha provocado que empresas estadounidenses se trasladen a tierras aztecas. México ha comenzado a parecer más atractivo que China para la industria del país vecino, que gracias a la oferta de mano de obra más competitiva respecto a la asiática, vuelve a apostar por el mercado laboral mexicano. El incremento de los carburantes y la cercanía de México también ha beneficiado al traslado de las empresas. Tras varios años de perder presencia en el mercado de EE UU ante China, la economía mexicana ha comenzado a recuperar parte de ella.

México se ha beneficiado del alza de la subida de sueldos en China y, por ello, EE UU ha llevado de nuevo a que más compañías construyan allí sus plantas en el país azteca. La brecha salarial entre México y China se ha reducido y los salarios prácticamente se han equiparado. Este hecho, junto a la cercanía de la nación mexicana a EE UU, ha favorecido al regreso de las empresas norteamericanas.

De este modo, México ha ganado el récord de presencia y participación en el mercado de EE UU. La región estadounidense quiere mantener y ofrecer a sus clientes los precios más estables.

Por primera vez desde que China se unió en el 2001 a la Organización Mundial de Comercio (OMC), México mostró en los primeros 11 meses del 2010 un crecimiento mayor al del gigante asiático en términos de su participación en el mercado de Estados Unidos. Posiblemente culminó el año con un poco más del 12% del mercado de importación estadounidense, su mayor participación en la historia.

La ventaja también ha sido apoyada por el incremento de los combustibles, lo que ha hecho menos atractivo el envío de productos a través del Pacífico. A EE UU le resulta más caro transportar sus bienes desde China, lo que ha beneficiado a México ya que la distancia entre éste y la región norteamericana es muy reducida.

Meco Corporation, un fabricante estadounidense de sillas plegables y asadores, está cambiando su producción desde China hasta México, después de que los salarios de sus fábricas en el gigante asiático se duplicaran desde 2007. Tras siete años, la firma Meco vuelve a instalarse en México y se estima que haga una inversión por 10 millones de dólares (7 millones de euros).

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA