La oposición venezolana intenta inhabilitar a Chávez

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La oposición venezolana ha solicitado al Tribunal Supremo de Justicia la puesta en marcha de una comisión médica de alto nivel que estudie el verdadero estado de salud del presidente Hugo Chávez. La semana pasada, el mandatario aseguró estar libre de enfermedad. Lo esté o no, el trámite tiene difícil sortear un recorrido por las diferentes instituciones chavistas. La oposición venezolana ha solicitado al Tribunal Supremo de Justicia la puesta en marcha de una comisión médica de alto nivel que estudie el verdadero estado de salud del presidente Hugo Chávez. La semana pasada, el mandatario aseguró estar libre de enfermedad. Lo esté o no, el trámite tiene difícil sortear un recorrido por las diferentes instituciones chavistas.

Las posibilidades son mínimas. Para que se proceda a la inhabilitación, la Asamblea Nacional debe analizar los resultados del examen médico a manos de la comisión de salud y votar en consecuencia. Sin embargo, la Asamblea nacional está dominada en la actualidad por los diputados afines al Gobierno, por lo que será difícil que una resolución en contra de Chávez salga de la misma.

Pese a ello, el dirigente del ML, Pablo Medina, solicitó a los miembros del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), que facilite la retirada de su líder. A su vez, advirtió que Chávez «debe actuar con responsabilidad, transparencia y claridad con Venezuela y aceptar los mecanismos de transición». “La licencia que el pueblo entregó a Hugo Chávez para conducir el Estado venezolano venció, lo que ha generado una crisis muy profunda, no solamente a raíz de su enfermedad, que él pretende negar, sino por la mala gestión de su equipo ministerial» agregó, según el diario Infobae.com.

El mandatario bolivariano informó el pasado 30 de junio de que padecía un cáncer. Ha acudido en varias ocasiones a Cuba para recibir tratamiento, hasta que la pasada semana, tras realizarse una remisión, aseguró estar completamente curado de su enfermedad. Sin embargo, la oposición no lo tiene tan claro, y desde sus filas se asegura que «de confirmarse la precaria salud del mandatario, con el diagnóstico respectivo, será enviado a la Asamblea Nacional para que, demostrada la incapacidad física del Presidente, se declare la vacante y se designe a su sustituto».

En las últimas semanas, Salvador Navarrete, doctor que afirma haber integrado el equipo que atendió a Chávez en el palacio presidencial antes de que se le diagnosticara el cáncer, aseguraba que al mandatario apenas le restan dos años de vida. Rechazó la versión más extendida, la que asegura que padece un cáncer de páncreas, e insistió en que el líder bolivariano sufre un sarcoma.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA