La contaminación del Distrito Federal, otro problema para Peña Nieto

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, se enfrenta a un nuevo problema que ha puesto en su contra a los ciudadanos. La gran mayoría de los ríos del país presentan altos niveles de toxicidad, de hecho, cerca del 90% de los caudales de la capital están contaminados debido al actual sistema de drenaje. Esto ha llevado sequía y problemas de salud a muchas partes de México. El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, se enfrenta a un nuevo problema que ha puesto en su contra a los ciudadanos. La gran mayoría de los ríos del país presentan altos niveles de toxicidad, de hecho, cerca del 90% de los caudales de la capital están contaminados debido al actual sistema de drenaje. Esto ha llevado sequía y problemas de salud a muchas partes de México.

Según un reciente estudio realizado en los ríos del Distrito Federal, nueve de cada diez de ellos están contaminados. En 1940 muchos de los ríos de la capital fueron encauzados y pavimentados, lo que ha causado graves problemas en el ecosistema de la región, que se ha visto modificado tal y como denuncia hoy en día Greenpeace.

Estos cambios conllevan consecuencias que afectan a la salud de los ciudadanos. Pero esto no sólo ocurre en la capital, si no en todo el país, donde el 70% de los terrenos acuíferos presentan altos niveles de toxicidad, algo que se ha agravado con el uso que hacen del agua las principales industrias.

Como consecuencia, en varias regiones se ha implantado una importante sequía tras agotarse el agua no contaminada. Afecta además de forma grave a la salud de la población, que tarda en darse cuenta de los efectos de estas inapreciables toxinas.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA