La Bien Querida

La Bien Querida
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El ropaje electrónico y la oscuridad controlada en los arreglos le han sentado de maravilla a la deliciosas canciones que compone Ana Fernández-Villaverde, más conocida como La Bien Querida, que parece haber alcanzado, por ahora, la cima de su popularidad gracias a su último trabajo. El ropaje electrónico y la oscuridad controlada en los arreglos le han sentado de maravilla a la deliciosas canciones que compone Ana Fernández-Villaverde, más conocida como La Bien Querida, que parece haber alcanzado, por ahora, la cima de su popularidad gracias a las repercusión que ha conseguido su álbum ‘Premeditación, Nocturnidad y Alevosía’.

Por eso el próximo concierto que la artista bilbaina, bien acompañada por su banda, en la que destaca David Rodríguez el músico con el que ha colaborado desde sus inicios como cantautora ‘indie’ y acústica , tendrá una significación especial, por que supone el cierre de una intensa gira de conciertos que se ha extendido a lo largo de dos años.

Durante ese tiempo la artista ha ido desgranando sobre el escenario la trilogía de maxi sigles que finalmente dieron forma a su último disco que fue más bien una recopilación de estos lanzamientos anteriores. Y ha conseguido también aumentar sustancialmente su número de seguidores incondicionales que, a estas alturas, ya son legión.

Todo gracias a la huella que suelen dejar su música intensa y sus letras, a veces turbias, que parecen brotar siempre de algún lugar interior y recóndito situado entre el alma, el cerebro y las entrañas y que, muchas veces, parecen tener la capacidad de despertar en el oyente sentimientos poderosos, no siempre deseados, pero casi siempre impactantes.

Ahora a La Bien Querida parece haberle llegado el momento de detenerse un tiempo y renovar el repertorio. De escribir y arreglar con su inseparable David Rodríguez las canciones que formarán parte de sus próximos discos. Un reto complicado a la vista de lo alto que ha quedado situado el listón.

Antes de tomarse ese relativo descanso, la artista se ha citado con su público en la sala Joy Eslava de Madrid, el próximo 11 de noviembre. Y promete que ese no será un concierto cualquiera. Se presentará con la formación completa de su banda plena de electricidad y potencia. No hay mejor forma de decir hasta luego.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA