Hugo Chávez interviene el Banco Federal, propiedad de uno de los dueños de Globovisión

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Gobierno bolivariano de Hugo Chávez ha intervenido el Banco Federal, propiedad del empresario Nelson Mezerhane, uno de los dueños de Globovisión, canal privado de televisión al que el Gobierno de Venezuela acusa de conspirar y mentir y ha amenazado hasta con cerrar. Mezerhane ha asegurado a los medios locales que la intervención de la entidad financiera es el resultado “de una cadena de hechos que demuestra que quien apoya la libertad de expresión paga por ello”. El Gobierno bolivariano de Hugo Chávez ha intervenido el Banco Federal, propiedad del empresario Nelson Mezerhane, uno de los dueños de Globovisión, canal privado de televisión al que el Gobierno de Venezuela acusa de conspirar y mentir y ha amenazado hasta con cerrar. Mezerhane ha asegurado a los medios locales que la intervención de la entidad financiera es el resultado “de una cadena de hechos que demuestra que quien apoya la libertad de expresión paga por ello”.

Hugo Chávez ya había advertido hace meses sobre el posible cierre de la entidad bancaria argumentando que se acercaba “peligrosamente al límite”, ya que presentaba irregularidades y graves problemas de liquidez.

El director de la Superintendencia de Bancos (Sudeban), Edgar Hernández, ha asegurado que se han tomado estas medidas para proteger el ahorro de los clientes. Según Hernández la principal razón para tomar esta medida ha sido que Sudeban pidió al Banco Federal un incremento del capital de 285 millones de euros para “solventar las deficiencias de liquidez”, pero que los accionistas comunicaron que “solo podían aportar menos del 10%”.

El Ejecutivo ha indicado que el 96% de los depósitos de este banco están asegurados por el estatal Fondo de Garantía de depósitos y Protección Bancaria (Fogade).

El propietario de la entidad nacionalizada, Nelson Mezerhane, ha calificado de “totalmente falsos” los problemas de liquidez y sostiene que esta medida es una “factura” política por la posición crítica que el Gobierno mantiene con la cadena de noticias Globovisión, de la que Mezerhane es principal accionista.

Según ha asegurado el propietario del Banco Federal, la intervención de la entidad forma parte «de un programa premeditado para ir asfixiando a los empresarios que somos fundadores de Globovisión».

El presidente de Globovisión, Guillermo Zuloaga, y uno de sus hijos se encuentran en paradero desconocido después de que las autoridades venezolanas ordenaron su arresto por los presuntos delitos de “usura genérica y “acaparamiento”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA