El Gobierno chileno recaudará 1.000 millones de dólares de las mineras con un nuevo impuesto

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Las grandes mineras privadas que operan en Chile han aceptado la modificación del impuesto a la minería, que permitirá recaudar al Gobierno alrededor de 1.000 millones de dólares (743 millones de euros) entre 2011 y 2014. El tributo implica una subida temporal de entre el 4 y 9%. Según informó el ministro de Minería, Laurence Golborne, el dinero percibido se utilizará para reforzar las tareas de reconstrucción tras el terremoto de 2010 en el país chileno. Las grandes mineras privadas que operan en Chile han aceptado la modificación del impuesto a la minería, que permitirá recaudar al Gobierno alrededor de 1.000 millones de dólares (743 millones de euros) entre 2011 y 2014. El tributo implica una subida temporal de entre el 4 y 9%. Según informó el ministro de Minería, Laurence Golborne, el dinero percibido se utilizará para reforzar las tareas de reconstrucción tras el terremoto de 2010 en el país chileno.

Las empresas que acogieron el nuevo impuesto, que implica un alza temporal de entre el 4% y 9%, concentran el 94% de la producción minera que se espera para este año. Las mineras BHP Billiton, Antofagasta Minerals, Anglo American, Xstrata y Freeport-McMoRan Copper & Gold, que operan el 80 % de la producción nacional, aceptaron modificar su régimen tributario.

En cuanto a las compañías que no consintieron el alza en el impuesto, el ministro de Minería, Laurence Golborne, señaló que representan sólo el 6% de la producción estimada para 2011 y tienen una vida útil de tres a cuatro años más.

La recaudación, que se estima que ronde los 1.000 millones de dólares (743 millones de euros) se destinará a financiar parte de la reconstrucción de la zona central chilena que fue devastada el 27 de febrero de 2010 por un terremoto y posterior tsunami que borró decenas de pueblos y dejó sin hogar a miles de habitantes.

El nuevo esquema tributario establece el incremento del actual rango arancelario sobre las utilidades de entre un 4 y 5 % a uno de entre un 5 y 14% en 2018, que se irá aplicando de forma escalonada. Hasta 2012 existirá una tasa transitoria del 4 y 9%. A cambio, las mineras que se acojan al nuevo sistema se beneficiarán de un incremento de seis años en el periodo de estabilidad tributaria.

Chile es el principal fabricante mundial de cobre, la producción de este metal alcanza unas 5,6 toneladas anuales.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA