El Gobierno argentino considera muy «forzado» el paro general en el país

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Argentina amaneció este jueves paralizada por la huelga general convocada por los sindicatos opositores al gobierno de Cristina Fernández, un paro que el Ejecutivo considera «forzado» por la falta de transportes y la fuerte presencia de piquetes. Argentina amaneció este jueves paralizada por la huelga general convocada por los sindicatos opositores al gobierno de Cristina Fernández, un paro que el Ejecutivo considera «forzado» por la falta de transportes y la fuerte presencia de piquetes.

La huelga, en contra del «ajuste, la inflación y la inseguridad», se siente principalmente en Buenos Aires y su área metropolitana por la adhesión a la protesta del sector de los transportes y las medidas de fuerza puestas en marcha por los gremios en los principales accesos a la capital, según una información de Efe.

En rueda de prensa, el jefe de Gabinete del Gobierno argentino, Jorge Capitanich, aseguró que los organizadores del paro «pretenden sitiar los grandes centros urbanos» con «un gran piquete nacional», en referencia a los 40 cortes y bloqueos de vías establecidos en todo el país.

«Esa es una metodología a la vieja usanza del medioevo. En la Edad Media los señores feudales impedían el acceso a la población. No hay lugar para la barbarie ni para medidas que conspiran contra el libre ejercicio del derecho de huelga de los trabajadores», afirmó Capitanich.

El jefe de Gabinete aclaró que, sin embargo, «el derecho a huelga es un derecho consagrado en la Constitución y me parece completamente legítimo su uso», aunque, precisó, que «lo que no se puede hacer es impedir el libre ejercicio de ese derecho».

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA