Brasil a punto de reducir sus importaciones de gas natural de Bolivia

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Brasil podría estar a punto de reducir las importaciones de gas natural procedentes de Bolivia debido a las recientes yacimientos de gas descubiertos por la petrolera OGX, propiedad del multimillonario Eike Batista, en el Estado de Maranahao. Los primeros estudios realizados apuntan a unas reservas de entre 10 y 15 millones de metros cúbicos diarios de gas, prácticamente la mitad de los que Brasil importa de Bolivia. La gobernadora de Maranaho, Roseana Sarney, ya ha asegurado que esa provincia dejará de importar el gas boliviano. Brasil podría estar a punto de reducir las importaciones de gas natural procedentes de Bolivia debido a las recientes yacimientos de gas descubiertos por la petrolera OGX, propiedad del multimillonario Eike Batista, en el Estado de Maranahao. Los primeros estudios realizados apuntan a unas reservas de entre 10 y 15 millones de metros cúbicos diarios de gas, prácticamente la mitad de los que Brasil importa de Bolivia. La gobernadora de Maranaho, Roseana Sarney, ya ha asegurado que esa provincia dejará de importar el gas boliviano.

Los cerca de 15 millones de metros cúbicos diarios de gas natural que OGX podría producir gracias a estos nuevos yacimientos podría atender cerca del 30% de la demanda de gas de Brasil, que en el mes de junio rondó los 49,7 millones de metros cúbicos diarios, según datos de la patronal Asociación Brasileña de Empresas Distribuidoras de Gas Canalizado (Abegas).

La dimensión del descubrimiento ha motivado la revisión de los planes de exploración en la región de OGX, que va a perforar 15 pozos, en lugar de los siete que había previsto, y va a intensificar los estudios geológicos.

El bloque exploratorio en el que se encontró la reserva de hidrocarburos está operado por OGX, que es dueña del 70% de la concesión, en asociación con la también brasileña Petra Energía, que posee el 30% restante.

La gobernadora de Maranaho, Roseana Sarney, ha asegurado que la provincia, a raíz de estos nuevos descubrimientos, dejará de importar gas de Bolivia. «Nosotros importamos gas de Bolivia y con este descubrimiento pasaremos a distribuirlo» para otras provincias de Brasil, afirmó la gobernadora en la prensa local.

El economista y director de la Fundación Milenio, Napoleón Pacheco, ha asegurado al portal digital HidrocarburosBolivia.com que este descubrimiento, al igual que los anteriores realizados por Petrobras, ponen en riesgo el precio del gas, que será condicionado por Brasil.

“Creo que como se trata de una economía emergente, Brasil seguirá comprando gas de Bolivia según lo establece el contrato aunque después del 2019, si lo hace no ya no comprará en las mismas cantidades que hace cinco años ni a los mismos precios”, aseguró Pacheco.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA