Alierta, seguro de que ganará la batalla por la brasileña GVT

Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en reddit
Compartir en telegram
Compartir en email

El presidente de Telefónica, César Alierta, ha asegurado que la compra de la operadora brasileña GVT podría cerrarse en dos meses «si no surge ninguna contraoferta». La filial brasileña de Telefónica, Telesp, ofreció la semana pasada comprar GVT por unos 6.500 millones de reales (unos 2.531 millones de dólares), superando en un 20% una oferta anterior presentada por Vivendi. GVT es muy complementaria para Telefónica y para cerrar la transacción pienso que estamos hablando de unos 2 meses», ha señalado Alierta en una entrevista a Reuters TV en Bruselas. Alierta, ha asegurado hoy también que la compra de la operadora brasileña GVT podría cerrarse en dos meses «si no surge ninguna contraoferta». La filial brasileña de Telefónica, Telesp, ofreció la semana pasada comprar GVT por unos 6.500 millones de reales (unos 2.531 millones de dólares), superando en un 20% una oferta anterior presentada por Vivendi. GVT es muy complementaria para Telefónica y para cerrar la transacción pienso que estamos hablando de unos 2 meses», ha señalado Alierta en una entrevista a Reuters TV en Bruselas.

Al cierre de esta edición el consejo supervisor de la francesa Vivendi continuaba reunido en medio de las especulaciones de que podría abandonar su oferta por la compañía brasileña de telecomunicaciones GVT.

Los inversores esperan que Vivendi deje de lado los planes para comprar a GVT esta semana luego que la española Telefónica hiciera una mejor oferta.

En cuanto a las negociaciones sobre la eventual compra de la alemana Hansenet, Alierta detalla que ve avances y que, en cualquier caso, el resultado de las negociaciones se conocerá antes de finales de año.

«Pienso que nos estamos acercando, pero lo veremos en las próximas semanas. Cualquier cosa que ocurra (en este tema) ocurrirá antes de finales de año», ha puntualizado el máximo directivo de Telefónica. El gigante de las telecomunicaciones detalló la semana pasada que sigue interesada en la compra.

Además, Alierta ha señalado en Bruselas que el sector de las telecomunicaciones puede “conducir” la recuperación económica. Pero para ello es necesario una regulación “adecuada” a fin de impulsar las inversiones en la banda ancha móvil o en nuevas redes. En un comunicado, Alierta pide a los legisladores europeos que centren sus esfuerzos en «acelerar el despliegue» de las redes de nueva generación de Internet.

Estas redes se encuentran, a su juicio, en el «corazón» de unas futuras sociedad y economía basadas en el conocimiento. Estas declaraciones se producen en el marco de una visita del presidente de Telefónica a Bruselas, donde se ha reunido hoy con el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia, y tiene previsto entrevistarse con la titular de Competencia, Neelie Kroes.

La comisaria se reunió ayer con la ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado para discutir sobre el expediente que el Ejecutivo comunitario abrió contra España en 2007 por el régimen fiscal español, que benefició la compra de O2 por parte de la operadora española. Al término de la reunión, Salgado se mostró «segura» de que Telefónica no deberá devolver las ayudas recibidas.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA