La embajadora de España en Nicaragua asume sus funciones, poniendo fin al conflicto diplomático con Managua

Nicaragua

Nicaragua

La nueva embajadora de España en Nicaragua, Pilar María Terrén, ha asumido este miércoles sus funciones tras entregar las copias de estilo de sus credenciales y ser recibida por el ministro de Exteriores del país, Denis Moncada, poniendo fin al conflicto diplomático entre Managua y Madrid.

«Hoy queremos saludar de manera especial a la nueva embajadora del Reino de España, señora Pilar María Terrén Lalana, quien llegó a nuestra Nicaragua bendita, siempre digna y libre, el día de ayer», ha expresado la vicepresidenta, Rosario Murillo, según han comunicado los medios oficialistas nicaragüenses.

El conflicto se remonta al año pasado, cuando el ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, llamó a consultas a la entonces embajadora en Managua, María del Mar Fernández-Palacios, en respuesta a un duro comunicado de la Cancillería nicaragüense en el que denunciaban injerencias por parte de España.

En concreto, el Gobierno de Daniel Ortega envió a España una carta protestando por las «insolentes, anacrónicas y desfasadas» declaraciones del ministro Albares sobre Nicaragua –aunque sin precisar cuáles– y pidiendo que dejara de «interferir en las decisiones y acciones de un Estado soberano».

En medio del conflicto con Managua, la entonces jefa de la diplomacia española, Arancha González Laya, salió en defensa de Fernández-Palacios, después de que Ortega le acusara de intromisión. Moncada, por su parte, acusó en una dura carta a Laya de mostrar una «ignorancia atrevida» y una «ferocidad impropia para la diplomacia».

Posteriormente, Managua se negó a aceptar la vuelta de Fernández-Palacios, tras lo que Nicaragua decidió retirar a su embajador en Madrid, Carlos Midence, anticipándose a la posibilidad de que el Gobierno español pudiera optar por expulsar al representante nicaragüense.

Las relaciones diplomáticas entre ambos países no pasaban, por aquel entonces, por su mejor momento, después de que España se sumara al resto de gran parte de la comunidad internacional, que denunció fraude electoral en las presidenciales de noviembre en las que el presidente, Daniel Ortega, salió reelegido.

La nueva embajadora de España en Nicaragua es funcionaria de Carrera. Desde el año 2016 hasta la actualidad se desempeñaba como subdirectora general de Cancillería del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación. En el Ministerio, ha ejercido asimismo como vocal asesora del Gabinete del subsecretario de Asuntos Exteriores, inspectora general de Servicios, jefe de Servicio y de Área de la Subdirección General de África del Norte.

En la Presidencia del Gobierno, Terrén se desempeñó como jefa adjunta del Departamento de Protocolo. En el exterior, ha estado destinada en dos ocasiones en México como cónsul adjunta en el Consulado General y primera secretaria de la Embajada, y en El Salvador como segunda jefatura de la Embajada.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA