Posicionamiento SEO en las empresas, clave para su visibilidad en Internet

Google
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Partamos de una premisa: empresa que tenga un sitio web sin tráfico no podrá llegar a su comprador o contratador y mostrar sus productos o servicios. Y el tráfico más cualificado, y donde está el buyer persona de las empresas, es el de los buscadores. Hay que estar donde nuestro cliente nos busca, o lo que es lo mismo, el posicionamiento de las empresas en Google es vital para llegar a este objetivo.

Y para tener esa visibilidad en los buscadores es imprescindible ponerse en manos de una agencia SEO que conozca cómo trabajar la web de una empresa para que la misma llegue a los ojos de sus potenciales clientes. Las empresas deben estar donde sus clientes les buscan.

Google y la importancia de la visibilidad en Internet

Cualquier negocio debe saber lo importante que es la optimización de un sitio web para conseguir tráfico orgánico (SEO). Utilizar Google a diario se ha convertido en algo habitual. Las cifras son espectaculares, aproximadamente, se pueden hacer unas 63.000 búsquedas por segundo.

El posicionamiento SEO es una técnica compleja, que requiere de continua investigación para conseguir que los buscadores te valoren y te posicionen lo más arriba posible. La primera página de Google, en los términos de búsqueda principales de cada negocio, se ha convertido, sin duda alguna, en el gran objetivo de las empresas.

Detrás de un buen trabajo SEO hay un grupo de profesionales que se preocupa por generar páginas con contenido de valor y original. Esto facilita la indexación, así como la posibilidad de subir posiciones en los buscadores. Conseguir leads cualificados es el gran reto detrás un trabajo de posicionamiento de nuestra marca.

La importancia del contenido en Google

Uno de los aspectos claves para una agencia SEO es trabajar correctamente el contenido. Las grandes marcas lo saben y lo tienen presente en sus publicaciones. La creación de contenidos digitales que consigan cubrir la demanda de información de los futuros prospectos se antoja fundamental para conseguir otro de los objetivos: el engagement.

El rey de los buscadores tiene en cuenta tres tipos de contenidos:

– Hero Content. Este tipo de contenido sirve para inspirar y entretener a la audiencia. La apuesta por ideas creativas con el propósito de sacar una sonrisa al usuario prevalece.

– Hub Content. Esta estrategia digital pretende que los consumidores regresen de nuevo. Por esta razón, se ofrecen promociones, experiencias y servicios. Si se quiere que el contenido sea efectivo, debe incluirse información relevante. Una base de datos actualizada es clave para mantener el contacto con los usuarios.

– Hygiene Content. Dar una solución a los problemas de los clientes es otra acción que tiene en cuenta Google. Hay muchas personas que solo usan internet para encontrar respuestas a una pregunta o necesidad. En este caso, no se trata de impulsar la marca, sino de convertir al negocio en un aliado útil.

Como conclusión, y ante la aceleración de la transformación digital que la pandemia ha provocado, las empresas están obligadas a ser relevantes y estar donde sus potenciales clientes las están buscando. El posicionamiento de sus webs en Google se antoja factor esencial para su crecimiento en el canal digital. Y esa estrategia de posicionamiento debe ir dirigida a estar en la primera página de los buscadores. Más allá, las empresas pierden visibilidad y dejan de existir a los ojos de sus futuros clientes.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA