Un Juzgado de México suspende la construcción del Tren Maya en tres municipios de Yucatán

Proyecto del Tren Maya
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Juzgado Tercero de Distrito en el Estado de Yucatán (México) ha determinado la suspensión definitiva de la construcción de obras nuevas del Tren Maya en los municipios de Mérida, Chocholá e Izamal, según ha informado el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur).

El Fonatur, un organismo gubernamental responsable de los proyectos turísticos del Gobierno de México, ha advertido de que el juicio «pone en juego la recuperación de Yucatán».

El Tren Maya es una línea ferroviaria proyectada por México para interconectar las principales ciudades y zonas turísticas de la península de Yucatán.

Azvi, Acciona y FCC participan en la construcción de varios tramos del proyecto. Por su parte, Renfe, en consorcio con la alemana DB Engineering & Consulting se adjudicó un contrato para dar servicio durante tres años al proyecto por 13,5 millones de euros.

La institución calcula que el Tren Maya ha generado 36.859 empleos en el proceso de construcción en la región, pero considera que, si los procesos judiciales no retrasan las obras, se generará al menos el doble de empleos.

«Los juicios al Tren Maya ponen en juego la recuperación económica de Yucatán. Se calcula que el proyecto ha generado 36.859 empleos solo en el proceso constructivo en la región, lo cual se traduce en prosperidad y oportunidades para los habitantes de la región», ha destacado el organismo.

La suspensión decretada por el Juzgado no tiene efecto sobre la rehabilitación, mantenimiento ni modernización del derecho de vía existente, ni en la ejecución de estudios o tramitación de permisos, por lo que, las obras del Tren Maya continuarán con normalidad en las zonas de Yucatán donde aplica este supuesto.

Por otra parte, Fonatur espera que este juicio llegue a instancias «más imparciales y con mayor conocimiento» en derecho ambiental. El organismo alude que el Juzgado desconoce el cumplimiento de la ley ambiental del proyecto, que ha obtenido una autorización en materia de impacto ambiental.

De su lado, el organismo turístico ha defendido el apoyo de la gente en el Estado de Yucatán al Tren Maya, con base una reciente encuesta que demuestra que el 80% de la población está a favor del paso del tren por la ciudad de Mérida.

«Lamentamos que ciertos grupos interpongan amparos para detener la reactivación económica del sureste», ha incidido el Fonatur.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA