Currently set to Index
Currently set to Follow

Casi la mitad de la población argentina no tiene acceso a agua, gas o saneamiento

Grifo

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El 49,1 por ciento de los habitantes de Argentina en el primer semestre de este año no tuvo acceso a alguno de los servicios públicos esenciales como el suministro de agua corriente, gas natural o saneamiento, según la Encuesta de Población Activa (EPH), publicada el jueves, por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec).

«El 49,1 por ciento no accede a algún servicio», informó el Indec.

Este dato muestra un deterioro de la situación comparado con el segundo semestre de 2020, cuando el 46,4 por ciento de la población no accedía a alguno de estos servicios esenciales.

De acuerdo a la encuesta realizada en 31 centros urbanos, el 34 por ciento de la población argentina no posee acceso a la red pública de gas, el 31,5 por ciento no tiene cobertura de saneamiento, y el 12,3 por ciento carece de agua corriente.

Al mismo tiempo, 6 por ciento de los habitantes en Argentina vive en zonas cercanas a basurales, y el 8,6 por ciento de la ciudadanía habita en zonas inundables.

En un país que tiene una población de 45,7 millones de habitantes, el 7,9 por ciento habita en viviendas cuyos materiales son de calidad insuficiente, mientras que otro 13,4 por ciento tiene como hogar viviendas «cuyos materiales poseen una calidad parcialmente insuficiente», precisa el estudio.

El 65,8 por ciento de los hogares pertenecen a propietarios de la vivienda y el terreno, mientras que el 7 por ciento son propietarios solo de la vivienda.

SALUD Y EDUCACIÓN

Por otra parte, el 4,2 por ciento de la población argentina vive en condiciones de hacinamiento crítico, con más de tres personas por habitación.

En cuanto a la atención médica, el 32,1 por ciento de la población no tiene posibilidad de recurrir a una cobertura privada de salud y se atiende en la sanidad pública.

«Por grupo de edad, se observa que el 40,1 por ciento de los niños, niñas y adolescentes (hasta 17 años) se encuentra en esa situación, mientras que este porcentaje desciende al 3,1 por ciento en el grupo de adultos mayores (65 años y más)», destacó el Indec.

En cuanto a la educación, el 2,6 por ciento de los niños, niñas y adolescentes entre 4 y 17 años no acuden a ningún centro educativo, pese a que la asistencia es obligatoria en Argentina para esa franja de edad.

Este porcentaje es 1,6 puntos porcentuales menor al del semestre pasado, cuando la inasistencia era del 4,2 por ciento.

En tanto, el 1,1 por ciento de los niños y niñas entre 5 y 14 años no asisten a la escuela, porcentaje que se eleva a 4,4 por ciento entre los adolescentes de entre 15 y 17 años.

En la franja de 18 y 24 años, el 53,1 por ciento asiste a un centro educativo, y el 74,7 por ciento de todos ellos se instruye en el sistema universitario o superior.

En cambio, el 46,9 por ciento de los jóvenes no asiste a ningún establecimiento educativo, de los cuales el 28,1 por ciento no llegó a terminar los estudios secundarios, en tanto el 55,7 por ciento sí lo finalizó.

La encuesta se realizó en el primer semestre de este año en 31 conglomerados urbanos, donde viven 28.863.356 personas en 9.282.982 hogares.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA