americaeconomica.com

La crisis de Brasil se ceba con el sector turístico

Bandera de Brasil
Bandera de Brasil
jueves 07 de abril de 2016, 01:00h
La situación tanto económica como política de Brasil está suponiendo un lastre para el sector turístico. En concreto para la ocupación hotelera que entre 2014 y 2015 ha caído de un 55% a un 47%. El sector busca soluciones de cara a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.
La situación tanto económica como política de Brasil está suponiendo un lastre para el sector turístico. En concreto para la ocupación hotelera que entre 2014 y 2015 ha caído de un 55% a un 47%. El sector busca soluciones de cara a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.



El sector se ha visto perjudicado, además de por la crisis económica y el bloqueo político en el que se encuentra el país, por la explosión en la región de las plataformas digitales de alojamiento, que han supuesto un duro golpe para las agencias de viajes ‘de toda la vida’.



Bruno Omori, el presidente de la Asociación de Hoteles de Sao Paulo y director general de la Asociación de Hoteles de Brasil ha planteado la necesidad de encontrar soluciones en conjunto y apostar por una tasa del 17% de la intermediación que a día de hoy no está registrada.



La idea de Omori, que ha sido entrevistado por Hoteltur, es que la región se haga fuerte para impulsar el turismo. Sin embargo, Brasil necesita hacerlo con mucha más premura, puesto que será sede de los Juegos Olímpicos entre el 5 y el 21 de agosto de este año.



Es el evento turístico del año en el país que preside Dilma Rousseff y el sector tiene que reinventarse para volver a recuperar el tono previo a la crisis. Crisis que parece que aún estará vigente aún por un tiempo, puesto que esta semana analistas consultados por el Banco Central de Brasil esperan que el Producto Interior Bruto (PIB) retroceda un 3,73% este año y un 0,7% en 2017.



Durante meses, las medidas de la presidenta han sido rechazadas por amigos y enemigos y el escándalo de la empresa estatal Petróleos Brasileños (Petrobras) no ayuda, puesto que ha puesto en la picota a personalidades tan cercanas a Rousseff como a su padre político, Luiz Inácio Lula da Silva. Muchos creen que ella sabe más de lo que dice y si las dudas sobre su honestidad no fueran suficientes, una comisión parlamentaria decidirá el lunes si fructifica su juicio político.



Brasil ya no es el gigante latinoamericano, ha pasado de ser la mayor esperanza de la zona a convertirse en un lastre, como ya dijeron organismos internacionales de la talla del Fondo Monetario Internacional (FMI), lo que no ofrece muchas garantías a quien tenga intención de pernoctar en el país. Río podría ser la oportunidad perfecta para relanzar el sector.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de America Economica

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.