Ir a versión MÓVIL

americaeconomica.com

De Zurda

De Zurda
lunes 23 de junio de 2014, 01:00h
Cuando Diego Armando Maradona tose Latinoamérica aún se constipa. Por eso, la sintonía de su nuevo programa de televisión, ‘De Zurda’ ha sido compuesta e interpretada por un auténtido ‘Dream Team’.
Cuando Diego Armando Maradona tose Latinoamérica aún se constipa. Por eso, la sintonía de su nuevo programa de televisión, ‘De Zurda’ ha sido compuesta e interpretada por un auténtido ‘Dream Team’.



Para empezar el compositor, productor e impulsor de la iniciativa, no es otro que Gustavo Santaolalla, un extraordinario músico, que, además, impulsa con fuerza el concepto de ‘Patria Grande’ que se refiere a la unión de todas las naciones del subcontinente.



De alguna manera, la idea coincide con las intenciones de ‘Telesur’, la cadena que emitirá el programa de Maradona. Si no fuera, por la, a veces, excesiva conexión que hay entre esta emisora y el Gobierno venezolano.



Pero el astro argentino del balompié está por encima de cualquier consideración política. Vamos, que se le perdona todo. Por eso no resulta extraño que astros tan distintos como Julieta Venegas, ChocQuibTown y Gustavo Cordera, se hayan sumado a Santaolalla.



Entre los cuatro, interpretan esta canción que aspira a ser bailable y no elude, de algún modo, ese matiz político que ya desde el título, el propio Maradona parece haber querido darle a su programa.



Un espacio en el que, por cierto, también tendrá un papel estelar el periodista uruguayo Víctor Hugo Morales y que, si todo va bien, quizá se siga emitiendo cuando termine el campeonato del mundo de Brasil.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de America Economica

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.