americaeconomica.com

Laritza Bacallao

Laritza Bacallao
lunes 14 de abril de 2014, 01:00h
La mejor ‘guarachera’ cubana desde Celia Cruz. Esa es Laritza Bacallao, según aseguran los aficionados. Y ya esta lista para conquistar Europa y EEUU.
La mejor ‘guarachera’ cubana desde Celia Cruz. Esa es Laritza Bacallao, según aseguran los aficionados. Y ya esta lista para conquistar Europa y EEUU.



Laritza tiene, sin duda, alguno de los atributos que hicieron grande a la inventora de aquel ¡¡¡¡¡Azucaaaaaarrrr!!!!!, que se convirtió en el himno universal de la salsa. Por ejemplo, una voz que es a la vez potente y melodiosa.



No sólo eso, tiene chispa, presencia escénica y un exacto conocimiento de los secretos del ritmo que han convertido a sus dos últimas canciones “Carnaval” y “Que suenen los tambores” en éxitos incontestables en las radios cubanas.



Bacallao procede de una familia muy ligada al sabor, con lo que ha estado en contacto con el ritmo y la melodía desde que era niña. Y ese ‘curriculum’ es perfectamente visible cada vez que se sube a un escenario y pone al público a bailar.



Y, rápidamente, ha llamado la atención de los aficionados de Miami, donde los tiempos han cambiado y la buena música fabricada en la Isla cada vez tiene más adeptos. De hecho, ya ha abarrotado los teatros de esa ciudad y firmado con una discográfica de allí con la que buscará el éxito internacional.



Para conseguirlo cuenta con otra arma secreta, la producción y las canciones de Osmany Espinosa, otro nombre de moda en la Isla, perteneciente a una nueva generación de músicos que parece asegurar la supervivencia de la gran ‘timba’ cubana en el siglo XXI.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de America Economica

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.