americaeconomica.com

Los posibles cambios en Venezuela también golpearán a la economía nicaragüense, según la oposición

jueves 07 de marzo de 2013, 01:00h
Los posibles cambios a los que se enfrenta Venezuela tras la muerte del presidente del país podrían golpear también a la economía nicaragüense. Así lo han señalado miembros de la oposición de Nicaragua.
La muerte del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, podría golpear a la economía nicaragüense. Así lo han señalado miembros de la oposición de Nicaragua.



En concreto, el diputado opositor Eliseo Núñez ha señalado a diversos medios nicaragüenses que para el país, “la muerte de Chávez supone un momento de reflexión, un punto en el que debemos preguntarnos si el crecimiento económico que ha propiciado el Gobierno no ha sido una burbuja creada por la ayuda venezolana”.



El miembro del Partido Liberal Independiente (PLI), principal opositor en Nicaragua, ha señalado también que el poder adquisitivo nicaragüense puede empezar a trastabillar, porque el presidente Ortega lo único que ha hecho bien es estirar la mano a Venezuela”.



Por su parte, el diputado independiente Agustín Jarquín, de la Unión Demócrata Cristiana, “la cooperación venezolana se mantendrá con Nicaragua, aunque, consideró, que las condiciones cambiarán”.



Aunque no son los únicos que lo piensan, la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides), que nada tiene que ver con el Gobierno, advirtió a principios de año que “en un caso extremo, el cese total de la cooperación financiera de Venezuela tendría un impacto negativo en el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB)”.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de America Economica

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.