Edición testing
23 de agosto de 2019, 16:29:10
NOTICIA

Los legisladores alemanes presionaron para que se incluyera en el presupuesto de 2019


Un millón de euros de Alemania para las víctimas de la Colonia Dignidad

Por dpa

El Parlamento alemán aprobará el próximo viernes en el marco de los presupuestos generales de 2019 por primera vez el pago de indemnizaciones a las víctimas de la antigua secta alemana asentada en Colonia Dignidad.


El Parlamento alemán aprobará el próximo viernes en el marco de los presupuestos generales de 2019 por primera vez el pago de indemnizaciones a las víctimas de la antigua secta alemana asentada en Colonia Dignidad.



"El hecho de que las cerca de 250 víctimas de trabajos forzados, tortura y abusos no hayan visto hasta ahora ni un céntimo contrasta de forma espectacular con los discursos de nuestros diplomáticos sobre la responsabilidad alemana", dijo a dpa el diputado democristiano Michael Brand.



Los legisladores alemanes presionaron para que en el presupuesto de 2019 se incluyese un millón de euros (1,1 millones de dólares) destinados a compensaciones.



Se trata de un primer paso y de la primera vez que habrá ayudas directas, explicó Brand, experto en derechos humanos de la bancada de la Unión Cristianodemócrata (CDU) de la canciller Angela Merkel. "Justamente lo que los diplomáticos querían impedir", subrayó el legislador.



El Parlamento mostró al Ministerio del Exterior que no permitirá que jueguen con él, lanzó Brand. Dijo que hay interés por parte de parlamentarios de las distintas bancadas en que se decida pronto la modalidad para otorgar esta ayuda.



De esto se encargará una comisión formada ad hoc por miembros del Parlamento y del Gobierno germano. Este gremio ya tenía previstas dos reuniones de consulta en Berlín con asociaciones de víctimas y expertos para noviembre y diciembre.



"Ya es hora de que las palabras se traduzcan en hechos", comentó Brand. El objetivo es diseñar un plan hasta mediados de 2019.



Colonia Dignidad fue una secta establecida en 1961 Chile y dirigida por un ciudadano alemán. Sus instalaciones ubicadas a 350 kilómetros al sur de Santiago de Chile fueron escenario del abuso sistemático de menores durante años. Asimismo funcionaron como centro de detención, tortura y asesinato de opositores a la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).



En junio pasado, el Parlamento alemán aprobó una moción en la que instaba al Gobierno germano a reconocer la responsabilidad moral en el caso y esclarecer los crímenes cometidos en la entonces Sociedad Benefactora y Educacional Dignidad y apoyar a las víctimas de la secta fundada por el alemán Paul Schäfer, ya fallecido.



En octubre causó malestar en Chile el fallo de un tribunal alemán de no enviar a la cárcel al ex médico de la colonia Harmut Hopp, que huyó a Alemania al ser condenado en 2011 en Chile por complicidad en 16 casos de abusos de menores.

America Economica.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  americaeconomica.com